No es la primera vez que los científicos alertan sobre el impacto del calentamiento global en la Antártida. Ahora, dos estudios realizados por investigadores del Laboratorio de Propulsión a Chorro de la NASA advirtieron sobre la aceleración en la pérdida de plataformas y hielos antárticos.

Además, señalaron que esta situación influirá en el aumento global del nivel de mar, ya que la capa de hielo del continente blanco “ha estado perdiendo masa en las últimas décadas”.

El primero de los trabajos, que fue publicado en la revista Nature, es una suerte de mapa donde se evidenció cómo el desprendimiento de un iceberg ha cambiado la costa antártica en los últimos 25 años.

El segundo fue difundido en Earth System Science Data, evidencia con gran detalle cómo el adelgazamiento del hielo antártico, a medida que se derrite el agua del océano, se ha extendido desde los bordes exteriores del continente hacia su interior, casi duplicándose en las partes occidentales de la capa de hielo en la pasada década.

Publicidad

“Cuando las plataformas de hielo disminuyen y se debilitan, los glaciares masivos del continente tienden a acelerar y aumentar la tasa de aumento del nivel del mar global”, señaló el experto y autor principal del estudio, Chad Greene.

Estas formaciones solían ser estables, tienen un ciclo natural de parto y reabastecimiento que mantiene su tamaño bastante constante a largo plazo, pero en las últimas décadas el calentamiento del océano ha estado desestabilizando las plataformas de hielo de la Antártida al derretirlas desde abajo, haciéndolas más delgadas y débiles.

Los investigadores utilizaron altímetros satelitales, los cuales lograron medir el proceso de adelgazamiento de los hielos al medir su altura cambiante. “Ahora tenemos suficientes datos de múltiples sensores satelitales para ver una imagen clara de cómo ha evolucionado la costa de la Antártida en los últimos años”, señaló Greene.

Los resultados alertaron a los expertos, ya que las pérdidas por parto superaron tanto el crecimiento natural de la plataforma de hielo que “es poco probable que la Antártida pueda volver a crecer a su extensión anterior al año 2000 para fines de este siglo”. Es más, aseguraron que esta información sugiere que “se pueden esperar mayores pérdidas: las plataformas de hielo más grandes de la Antártida parecen estar dirigidas a grandes eventos de parto en los próximos 10 a 20 años”.

En el trabajo, los científicos advirtieron que este “hallazgo duplica las estimaciones previas de pérdida de hielo de las plataformas de hielo flotante de la Antártida desde 1997, de 6 billones a 12 billones de toneladas métricas”. (I)