La violencia de género sigue siendo una de las mayores causas de muertes en Egipto. La indignación es colectiva ante el brutal asesinato de una joven estudiante que fue apuñalada por su compañero de clases porque ella rechazó casarse con él.

“No se trata de un asesinato cualquiera, sino que es la continuación de una serie de violencias y crímenes cometidos contra las mujeres en Egipto”, dijo en un comunicado la ONG Al Mawqef Al Masry difundido por EFE.

“Ella era feliz, estaba cumpliendo su sueño de ser médico y amaba la vida”: La invitan a festejar logro académico días antes de graduarse y cae del piso 13 de un edificio

Joven fue apuñalada por compañero con el que rechazó casarse

La joven de 20 años, Nayera Ashra fue asesinada el domingo 19 de junio de 2022 después de que su compañero de clases la amenazara si no se casaba con él. Ante la negativa, el sujeto la acuchilló en el estómago y en el cuello.

El suceso ocurrió delante de la Universidad de Mansoura, en Al-Mansurah, Egipto y tanto en las redes sociales como en la prensa internacional, el caso muestra rechazo e indignación, de tal manera que se viralizó la etiqueta “Justicia para Nayera” o “Pena capital para el asesino de Nayera”.

Publicidad

Al día siguiente, el lunes 20 de junio la Fiscalía ordenó la detención del acusado por “asesinato premeditado” y quedó identificado como Mohamed Adel. Además, admitió haber cometido el crimen, según un comunicado del Ministerio Público.

El verdugo de Nayera la “acosó permanentemente” e insistió en que debía casarse con él a pesar de que hizo un juramento ante la familia y los vecinos de “no agredirla”, según el comunicado difundido a los medios.

Los femicidios en Egipto cada vez son más frecuentes. Solo en el 2021 se registraron 813 casos de agresión, entre ellos, 296 asesinatos, unos datos obtenidos de medios locales y comunicados del Ministerio Público debido a la falta de estadísticas en el país africano, según el Observatorio de Crímenes de Violencia contra las Mujeres en Egipto.

En julio de 2021, el Parlamento egipcio endureció las penas para los delitos de violencia contra las mujeres, aunque varias ONG locales e internacionales aseguran que no es suficiente para frenar las alarmantes cifras.

Según las Naciones Unidas, el 99,3 % de las mujeres en Egipto fueron acosadas o asaltadas sexualmente en algún momento de sus vidas. (I)

Te recomendamos estas noticias