Atención migrantes: tengan mucho cuidado con una práctica que suele ser tan común como peligrosa a la hora de buscar el permiso de trabajo en los Estados Unidos.

Hay notarios, o falsos notarios, que engañan a inmigrantes a quienes les ofrecen “ayuda” para conseguir el permiso de trabajo.

La persona, que lo necesita, termina pagando. En ocasiones son 1.000 dólares. Transcurrido un tiempo, ese permiso de trabajo le llega y el migrante queda “agradecido” y comienza a recomendar a ese gestor a vecinos, amigos o parientes. Todos, de igual manera, le van cancelando los 1.000 dólares.

Publicidad

Sin embargo, lo que los migrantes desconocen es lo que verdaderamente ha hecho el notario y es lo que advierte Julio Oyhanarte, abogado especializado en temas migratorios.

Estas son cuatro maneras comunes de conseguir un permiso de trabajo en Estados Unidos

Cómo es la estafa a los inmigrantes con el permiso de trabajo

Lo que hizo ese notario fue que llevó el caso de ese inmigrante a una Corte pero para pedir un asilo.

“Es decir, lo metieron en una Corte de deportación, pidiéndole asilo, un asilo en el que no califica y, lo que es peor, del que nunca se enteró que alguien lo pidió”, señala el profesional del derecho.

Publicidad

Delincuentes se disfrazan de abogados y jueces de inmigración para estafar a migrantes en Estados Unidos

Explica que el juicio sigue, la persona nunca se va a presentar en la Corte –porque no enteró- y un buen día va a perder (el juicio) porque no fue y le van a dar una deportación en ausencia por no haberse presentado ante el juez.

De igual manera, le van a cancelar ese permiso de trabajo que tuvo durante un tiempo.

Publicidad

“Hay gente que tiene ese permiso de trabajo por mucho tiempo sin saber por qué lo tiene, sin saber qué hay detrás de ese documento”, dice.

Autorizan permisos de trabajo para inmigrantes en situaciones “apremiantes” en Estados Unidos: estos son los casos

El impacto de esa práctica es grande y de graves consecuencias: “Como esa persona recomendó al supuesto notario con la vecina o familiares, ese notario lo que está es metiendo en la Corte de deportación a todo el mundo y todo el mundo es deportado, nadie se entera y todo termina siendo un drama terrible”.

Publicidad

Según el abogado, “el FBI cada tanto mete preso a algún notario que hace esto, lo descubren y desarticulan las bandas”.

(I)

Te recomendamos estas noticias