La justicia española desestimó este viernes un último recurso del exresponsable de inteligencia venezolano Hugo el Pollo Carvajal y volvió a dejar lista para su ejecución su extradición a Estados Unidos, que lo busca por narcotráfico.

Con esta última decisión “no queda ningún obstáculo ni ningún recurso pendiente que paralice la entrega” de Carvajal a las autoridades estadounidenses, explicó a AFP un portavoz de la Audiencia Nacional, quien sin embargo no pudo precisar cuándo se concretará.

De esta manera, la saga judicial en España del jefe de los servicios de inteligencia venezolanos bajo la presidencia del fallecido Hugo Chávez (1999-2013), detenido en abril de 2019 a petición de Estados Unidos, parece acercarse a su fin.

La batalla judicial ha incluido numerosos recursos de Carvajal para evitar ser extraditado, e incluso su fuga, ya que pasó prófugo más de veinte meses desde que la Audiencia Nacional, tribunal que decide sobre estas materias, aprobara inicialmente su extradición en noviembre de 2019.

Publicidad

En su huida, el general retirado de 61 años se sometió a operaciones de cirugía estética, usaba bigotes y pelucas postizas y cambiaba de domicilio cada tres meses, según la Policía, que lo volvió a detener en Madrid en septiembre pasado.

El último giro judicial ocurrió en octubre, cuando la Audiencia Nacional dejó en suspenso la extradición de Carvajal tras un recurso de su defensa en el que alegaba que su defendido podría ser condenado a cadena perpetua, algo no previsto en las leyes españolas, poniendo en duda la viabilidad de su entrega.

Pero el tribunal consideró este viernes “suficiente” la garantía ofrecida por Estados Unidos de que una eventual cadena perpetua no sería “una pena inhumana”, ya que en la práctica “no es indefectiblemente de por vida” pues puede ser revisada “por vía de recurso o por vía de medida de gracia”.

La decisión no es susceptible de recurso, recordó el fallo de la Audiencia Nacional, por lo que la extradición volvió a recibir luz verde.

Publicidad

Por muchos años figura de peso en el régimen chavista, Carvajal es acusado por Estados Unidos de haber pertenecido a un cartel narcotraficante junto con otros altos cargos que traficó drogas con la antigua guerrilla colombiana de las FARC.

Carvajal, quien huyó por mar de Venezuela luego que en febrero de 2019 reconociera como presidente al opositor Juan Guaidó y no a Nicolás Maduro, se ha mantenido activo en redes sociales donde siempre ha negado las acusaciones en su contra.

En tanto, este mismo viernes se conoció que los observadores electorales de la Unión Europea fueron expulsados de Venezuela días antes de la salida que tenían programada, en medio de una represión por parte del régimen de Maduro después de las elecciones del pasado 21 de noviembre.

El Ministerio de Relaciones Exteriores se negó a extender sus visas, según una persona con conocimiento directo de la situación, recoge Infobae

Publicidad

El grupo había planeado estar en el país hasta el 13 de diciembre, pero las tensiones comenzaron a crecer en el periodo previo a las elecciones cuando Maduro desestimó sus hallazgos.

Luego de la publicación de un reporte en el que señalaron deficiencias e irregularidades en las elecciones regionales, Maduro acusó a los observadores de ser “espías” y su decisión mancha aún más las elecciones que ha promovido como “libres y justas”.

La Unión Europea envió a 130 personas para supervisar la votación, su primera delegación en 15 años. (I)