NOTICIAS

Publicidad

Ecuatorianos en Ucrania y en el país se activan para ayudar a compatriotas a huir de la guerra

En ese país, según los registros de la Cancillería, hay cerca de 800 ecuatorianos. De ellos al momento han logrado salir unos 200, especialmente a Polonia.

Un grupo de estudiantes ecuatorianos logró cruzar la frontera hacia Polonia. Recibieron la ayuda de la empresa Puelat fundada por croatas en Ecuador. Foto Cortesía

Publicidad

Actualizado el 

Ecuatorianos que viven en Ucrania y los que están en territorio nacional se han activado para ayudar a los compatriotas que buscan huir de la guerra que agobia a ese país tras los ataques militares que inició Rusia el jueves de la semana pasada.

En ese país, según los registros de la Cancillería, hay cerca de 800 ecuatorianos, aunque diariamente aparecen más, dijo a este Diario el ministro Juan Carlos Holguín. De ellos, al momento han podido salir a países vecinos, sobre todo a Polonia, alrededor de 200.

Anna es hija de una pareja de ucranianos que se asentaron en Ecuador hace unos 20 años y montaron la empresa Puelat que gestiona el intercambio educativo entre ambos países. Ella estudia en Vinnytsia desde hace dos años.

Publicidad

Cuando se conoció del ataque ruso, sus padres viajaron a su país para evacuar a los chicos que habían enviado a través de su firma, pero también han logrado que salgan otros más. En total se ha logrado sacar a 33 jóvenes.

“Con mi familia y la empresa de mis padres estamos intentando evacuar a todos los ecuatorianos posibles del país. Me refiero a ayudarles a llegar a ciudades fronterizas donde les puedan, a su vez, ayudar a cruzar. Las universidades ucranianas están cuidando y dando albergue a los ecuatorianos. Gracias a nuestra ayuda y nuestra coordinación están ayudando a organizar varias rutas de evacuación. Todas las carreteras están bloqueadas completamente, ningún transporte puede movilizarse. Estamos coordinando con oficiales de las estaciones de tren y subimos a los estudiantes para que evacúen por la frontera con Polonia… Hoy (el pasado 26 de febrero) enviamos a 33 estudiantes ecuatorianos. Estamos agradecidos con el rector de la Universidad Politécnica de Vinnytsia, el cual, junto a los profesores, apoyó de forma activa a evacuar a los estudiantes ecuatorianos. Los profesores y rector ucranianos hicieron todo a pesar de que sonaban las alarmas de bombardeo, arriesgaron completamente sus vidas. Todavía quedan muchos estudiantes que están en otras ciudades y aún no logran evacuar. Hay trenes de evacuación en cada ciudad, los estudiantes tienen que dirigirse a la estaciones. Estos trenes son humanitarios no necesitan boletos, es con filas en vivo”, relata ella.

Agrega que tuvo una mala experiencia con el cónsul de Ecuador, con quien había acordado que los recibiría en Lviv para llevarlos a Polonia, pero finalmente no llegó y los chicos tuvieron que cruzar por sus medios, sea en tren o en taxis. Ahora ya están todos a salvo.

Publicidad

Anna dice que siguen contactando a más ecuatorianos para ayudarlos.

En tanto, en Ecuador, exestudiantes de universidades ucranianas crearon un grupo de WhatsApp llamado Ecuatorianos en Ucrania, en el que incluyeron a compañeros de varias generaciones, algunos se quedaron a vivir allá y otros están aquí. Paúl Andrés Espinosa y Peter Avilés son los organizadores.

Publicidad

Espinosa, quien estudió Medicina en la Universidad de Vinnitza, señaló que a través de este grupo intentan ayudar a los compatriotas a salir de ese país y generar información real de su situación.

“Hemos logrado algunas cosas. Por ejemplo, tenemos lista ayuda en telemedicina, con profesionales que están dispuestos a conectarse para ayudar a los compatriotas; un excompañero dueño de un bar que está en Lviv dio posada a un grupo de estudiantes que viajaban a la frontera; también se ha conseguido transporte y organizarlos en grupos para que viajen juntos a la frontera; también alertarlos de situaciones peligrosas, como que la policía ucraniana les estaba retirando los pasaportes para luego pedirles $ 50 para devolvérselos…”, refiere.

En su grupo de WhatsApp hay unas 250 personas, pero a raíz de este se crearon otros más pequeños de ciudades diferentes para mantenerse en contacto.

A través de Twitter, la Cancillería se contactó con Espinosa y Avilés y esta tarde los sumó a la sala de crisis que se armó con varias instituciones. (I)

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

¿Tienes alguna sugerencia de tema, comentario o encontraste un error en esta nota?

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad