Cuba reportó este sábado 1.036 nuevos casos de COVID-19, con lo que suma cinco jornadas seguidas registrando más de 1.000 contagios diarios, según el parte del Ministerio de Salud Pública (Minsap).

El país caribeño suma hasta el momento 114.912 casos positivos de SARS-CoV-2 y 722 muertes, nueve de ellas notificadas en la víspera.

Del total de casos de este sábado (1.036), detectados al procesar 24.777 pruebas, 36 tuvieron la fuente de infección en el extranjero.

En los hospitales cubanos hay ingresadas 22.398 personas: 5.686 casos activos -52 críticos y 66 graves-, 3.207 sospechosos y el resto en vigilancia epidemiológica.

Publicidad

La Habana lidera la cantidad de infectados del día con 626, seguida por la provincia oriental de Santiago de Cuba (66) y la occidental Artemisa (61).

Médicos venezolanos ponen en duda el proyecto de vacuna de Cuba que Nicolás Maduro quiere producir

En la capital cubana hay un toque de queda nocturno y otras medidas para frenar los contagios, pero la escasez por la crisis económica obliga a las personas a salir a la calle para comprar productos básicos.

Las autoridades sanitarias anunciaron en la víspera que comenzarán la próxima semana en La Habana un estudio masivo de intervención sanitaria poblacional con sus candidatos vacunales más avanzados: Abdala y Soberana 02.

El objetivo es inmunizar a más de 1,7 millones de habitantes de la capital con estas fórmulas que aún no tienen la autorización del uso de emergencia.

Abdala culminó la aplicación de dosis de la tercera fase de ensayos clínicos, mientras que Soberana 02 debe concluir próximamente esa misma etapa para evaluar su eficacia.

Cuba no integra el mecanismo creado por la Organización Mundial de la Salud para que los países de ingresos medios y bajos accedan a las vacunas, ni tampoco las ha comprado en el mercado internacional.

Publicidad

Dos mujeres esperan un taxi en una calle de La Habana (Cuba), la ciudad que registra más casos de COVID-19. Foto: EFE

La situación en países de Centroamérica

Siete alcaldes opositores de Honduras imploraron al presidente del vecino El Salvador, Nayib Bukele, que les proporcione vacunas contra el COVID-19, porque su “población se está muriendo” y el “Gobierno no responde”.

“La desesperación y la impotencia” nos llevó a hacer este llamado, dijo el sábado a la AFP Amable de Jesús Hernández, el alcalde de San José de las Colinas, Santa Bárbara, en el noroeste hondureño.

“El Gobierno es incompetente para manejar la pandemia, no tiene consideraciones para el ser humano”, dijo refiriéndose a la gestión del presidente de Honduras, Juan Orlando Hernández. El alcalde dice haber recibido mensajes desde El Salvador en donde no se descarta el apoyo.

Nicolás Maduro afirma que producirán al mes dos millones de dosis de la vacuna cubana Abdala

El viernes, siete alcaldes del Partido Liberal (PL, derecha) y Libertad y Refundación (Libre, izquierda) grabaron un video con su pedido a Bukele, quien a su vez lo difundió en sus redes sociales.

El alcalde de San José denunció que desde enero el Gobierno hondureño dejó de asignarles un fondo que por ley equivale al 10% de los ingresos corrientes anuales, dinero que les permitía hacer pruebas para detectar covid.

“Le solicitamos, le imploramos, presidente, ayúdenos con vacunas, se nos está muriendo nuestra población de COVID-19, nuestro Gobierno no responde”, se queja Hernández en el video.

“Ayúdenos, presidente, Dios lo va a bendecir mucho”, implora Carlos Galeano, alcalde de Santa María del Real, Olancho, en el video transmitido por el sitio Notibomba.

“En nuestro país son muy pocas las cantidades de vacunas que se han aplicado a la población, que por favor nos haga donación de estas vacunas para inmunizar a nuestras poblaciones o que también nos dé los contactos para ver cómo nosotros podemos adquirir estas vacunas donadas”, expresó David Castro, alcalde de Cedros, departamento de Francisco Morazán.

Con cerca de diez millones de habitantes, Honduras apenas ha recibido 248.600 dosis de vacunas.

El 25 de febrero llegaron 6.000 unidades de Moderna donadas por Israel, el 16 de marzo arribaron 48.000 dosis de AstraZeneca donadas por el mecanismo Covax de la Organización Mundial de la Salud (OMS), que también hizo llegar 189.600 el 4 de mayo.

Rusia envió 6.000 dosis de Sputnik V de una compra de 4,2 millone.

En tanto, El Salvador, con 6,5 millones de habitantes, es el país de Centroamérica que mantiene un ritmo acelerado en sus vacunaciones diarias y ya tiene garantizadas las dosis para toda su población apta.

Honduras registra desde marzo de 2020 cerca de 5.600 fallecidos y más de 218.000 casos de COVID-19, mientras sus hospitales se encuentran colapsados.