NOTICIAS

Publicidad

En Quevedo, una supuesta empresa inversora capta dinero desde 300 dólares, y asegura pagar intereses del 90 % en ocho días

La ciudadanía está preocupada porque ninguna autoridad ha ejecutado algún control a la situación.

Decenas de personas hacen fila en las inmediaciones de un complejo. Foto: cortesía

Publicidad

Largas filas de ciudadanos se observan todos los días en un complejo turístico ubicado en Quevedo, provincia de Los Ríos, en la vía al cantón El Empalme.

Ahí se entrega dinero en efectivo desde 300 dólares a un grupo de supuestos inversionistas, quienes ofrecen el pago de valores semanales, a manera de interés, más la devolución del capital entregado. Por ejemplo, si una persona “invierte” $ 1.000, en ocho días recibe 1.900 dólares. Pero hay condiciones, una de esas es que si desea seguir “invirtiendo”, no puede hacerlo con el dinero recibido como interés.

Esta situación se registra en Quevedo desde hace hace algún tiempo pero se empezó a hacer público desde hace aproximadamente tres meses, sin ningún tipo de control o regulación de las autoridades u organismos pertinentes, indicaron varias personas a un equipo de este Diario que viajó a esa localidad.

Publicidad

Varios testigos manifestaron que incluso habría personal de seguridad que resguarda las instalaciones del sitio donde se recauda el dinero, para evitar robos y asaltos a los socios.

Aunque se desconoce cuál es el mecanismo o la forma de inversión y de generar ganancias, la el número de personas que acude se incrementa con el pasar de los días.

Varios ciudadanos afirmaron haber recibido en efectivo el pago de sus intereses, así como su capital, duplicado, pero se negaron a hacer público el monto de “sus inversiones”, porque adujeron que se puede “dañar el negocio”. Entre quienes han entregado dinero a esa empresa estarían incluso autoridades y miembros de la Policía y Fuerzas Armadas.

Publicidad

La supuesta empresa inversionista lleva por nombre Quevedo Inversiones y está liderada por un ciudadano oriundo de la provincia de Esmeraldas, que vive en Quevedo desde hace 33 años.

Así lo anunció él mismo el pasado fin de semana a los medios de comunicación locales, cuando celebró el Día del Padre, con la entrega de más de 300 canastas de víveres a familias de sectores populares de Quevedo.

Publicidad

‘No hay riesgo’

En esta semana, en un audio que circula a través de WhatsApp, el líder de la organización pidió a la ciudadanía que no tenga dudas de la empresa, ya que hasta el momento han cumplido con todos y lo seguirá haciendo.

Esto, luego de que la televisora TC Televisión, la tarde del jueves 24 de junio, hizo público un reportaje en su noticiario del mediodía sobre una supuesta estafa a modo pirámide que estaría operando en Quevedo.

En el audio textualmente expresó: “Quédense tranquilos, somos una empresa seria, hasta ahora hemos cumplido, no queremos perjudicar a nadie, estamos reactivando la economía, gracias a este proyecto donde 170 personas están trabajando, hemos entregado más de mil canastas de víveres a los sectores más pobres, hacemos labor social a través de un fondo solidario que hemos adquirido de nuestras inversiones. No hay riesgo, estamos legalizándonos, la próxima semana tendremos nuestra propia cooperativa de ahorro y crédito, estamos exportando madera y también vamos a inaugurar un almacén de línea blanca, así como un comisariato. Tenemos más de seis mil personas como socios para garantizar el pago semanal”.

A la vez incitó a los ciudadanos a no creer lo divulgado por la prensa, ya que la fuente es él y que cualquier duda la pueden despejar llamando a su número personal que lo dio a conocer en el audio.

Publicidad

“La fuente soy yo, lo que dice la prensa, los periódicos es un linchamiento maligno, vengan y palpen y vean la realidad”, cita el supuesto empresario.

Asimismo, dio a conocer que el horario de atención en la oficina de recaudación es de 08:00 a 18:00 de lunes a viernes.

Lo que preocupa a la ciudadanía es que, a pesar del conocimiento de las autoridades locales y Policía Nacional, nada se hace para aclarar el tema y evitar perjuicios a futuro como ocurrió con el caso Cabrera, donde miles de personas perdieron su dinero cuando José Cabrera (+), notario de Machala, se dedicó a captar valores a cambio de altos intereses. Según la Fiscalía, se estimó que cerca de 35.000 personas, entre ellas jueces, banqueros, políticos, militares y policías, se convirtieron en sus socios. (I)

Publicidad

Publicidad

Publicidad

¿Tienes alguna sugerencia de tema, comentario o encontraste un error en esta nota?

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad