La riña se produjo en el instante en el que un joven era llevado por dos policías hacia un patrullero. Entonces, uno de sus amigos se dirigió corriendo a impedir aquello, pero ante la intención del uniformado de apartarlo con el brazo este último le lanzó puñetazos, en actitud desafiante y se apartó un poco en posición de pelea.

Ante esta distracción, el joven que era llevado al vehículo policial logró soltarse e impactó con los puños al otro uniformado, quien trata de contener los golpes y en ese intento cae al suelo con el chico. En el forcejeo, entre insultos y reclamos, entra en escena una joven que también muestra agresividad y a la que uno de los agentes echa gas.

Detenido uno de los jóvenes en aparente estado etílico que agredió a policías en el valle de los Chillos

El hecho ocurrió en una gasolinera del sector de San Rafael, en el valle de los Chillos, en el oriente de Quito, y quedó grabado en un video difundido en redes sociales este miércoles 3 de agosto.

¿Qué delito constituye la agresión a un policía?

Gabriel Vanegas, abogado penalista, y Antonio Gagliardo, exfiscal provincial del Guayas, coinciden en que la conducta de los jóvenes se enmarca en el artículo 283 del Código Orgánico Integral Penal (COIP) que establece el delito de ataque o resistencia.

Publicidad

Dicho artículo señala que la persona que ataque o se resista con violencias o amenazas a los empleados públicos, a los depositarios o agentes de la fuerza pública, a los comisionados para la percepción de los impuestos y contribuciones, a los ejecutores de los decretos y fallos judiciales, a los guardas de las aduanas y oficinas de recaudación, a los agentes de policía, de seguridad penitenciaria y a los servidores de las entidades complementarias de seguridad de los gobiernos autónomos descentralizados municipales y metropolitanos, cuando obran en ejecución de las leyes o de las órdenes o reglamentos de la autoridad pública, serán sancionadas con pena privativa de libertad de seis meses a dos años.

Si esa conducta ha sido cometida por muchas personas y a consecuencia de un concierto previo, serán sancionadas con pena privativa de libertad de uno a tres años.

“Más allá de lo jurídico, yo creo que esto es un grave problema de irrespeto a la autoridad, colectivo, Literalmente ejemplos como esto o situaciones como estas lo que nos evidencian es que se ha perdido el respeto en lo absoluto por el uniforme, por la autoridad policial y, obviamente, estas conductas tienen que ser reprimidas, porque hay que dar un mensaje al colectivo social de que hay que respetar a las instituciones”, comentó Vanegas máster en Justicia Criminal.

Los policías querían llevarse detenido a un joven por supuestamente conducir bajo efectos del alcohol. Foto: video de redes sociales.

De su parte, Gagliardo sostuvo que en estos casos la Fiscalía debe actuar de oficio para que se abra una investigación previa y demás etapas con miras a sancionar el delito. El exfiscal considera que en el accionar de los jóvenes se configuran otras contravenciones, pero lo preocupante, sostuvo, es esa muestra de irrespeto a los uniformados.

Publicidad

“De lo que se ha visto en las redes sociales realmente preocupa cómo ya la ciudadanía no respeta a la fuerza pública. En este caso, a la Policía. Le insultan, le golpean, le agreden por evitar que se detenga a una persona que acababa de cometer una infracción penal. La lectura que puedo dar es que ya se está perdiendo el respeto a los miembros policiales. Inclusive ya a la policía la asaltan, los asesinan, los insultan, los golpean”, reflexionó.

Y añadió que en este escenario la institución policial está llamada a buscar mecanismos que le permitan recuperar ese respeto que, según él, se ha perdido.

“Este no es el primer caso, no es un caso aislado. Ya hay muchos casos, entonces, la Policía debe trabajar en recuperar ese respeto en la ciudadanía. También al interior de la Policía ha habido tantos escándalos, tantos problemas internos, que hacen que ya la ciudadanía no los respete, no tenga también ningún tipo de seguridad”, expresó Gagliardo.

Antisociales armados asaltaron supermercado de carnes ubicado frente a la UPC de La Florida; la policía intervino y aprehendió a seis personas

Cerca del mediodía del miércoles 3 de agosto, la Policía informó sobre la detención de un ciudadano (uno de los jóvenes del video viralizado) que agredió a agentes para evitar ser aprehendido por conducir bajo efectos del alcohol. El vehículo en el que se trasladaba el hombre fue retenido, se indicó.

La institución comunicó que se iniciaron las acciones legales correspondientes, a través del Departamento de Defensa Institucional, para que se sancione a los acompañantes. (I)