El país se prepara para vivir una nueva jornada de descanso obligatorio, conocido como feriados. Se trata del asueto correspondiente al 2 de noviembre por el Día de los Difuntos.

Esta es una fecha en la que se recuerda a los seres queridos y se acostumbra también a elaborar platos alusivos a la fecha como la colada morada y guaguas de pan.

El 2 de noviembre es una fecha en la cual se acude habitualmente a los cementerios y se decoran las tumbas.

Publicidad

Existen varias tradiciones que se mantienen pese al paso de los años, uno de estos se da en la provincia de Chimborazo, específicamente en las parroquias rurales de Riobamba.

En Quimiag, Punín y Cubijíes, un personaje transita las calles de ese día para hacer un llamado a las almas. Se trata del animero, quien reza por las almas del purgatorio mientras hace sus recorridos.

“Levanten almas dormidas a rezar un padrenuestro y un avemaría, por el amor de Dios”, forman parte de las palabras que son pronunciadas por este personaje vestido de blanco y portador de una campana.

Publicidad

Desde la época de la Real Audiencia, varias tradiciones españolas se fueron acogiendo y otras transformando. El animero porta una calavera humana en una de sus manos, así como una Biblia, fuete y crucifijo.

Pese a que este personaje se recuerda desde esa época, algunos datos lo ubican en tradiciones más arraigadas.

Publicidad

Además de estas parroquias, Riobamba cuenta con otros destinos para disfrutar. Estas son algunas de las opciones que brinda la Dirección de Turismo del municipio local:

  • Parroquia San Juan
  • Parroquia Calpi
  • Parroquia Licto
  • Parroquia San Luis
  • Parroquia Flores
  • Parroquia Cacha
  • Parroquia Pungalá

Los destinos rurales presentan opciones de senderos, alimentación, venta de artesanías, así como museos y alojamiento. (I)