Quevedo, Los Ríos

Dos hermanos fallecieron ahogados en el río Quevedo, en la provincia de Los Ríos, la tarde del pasado martes 30.

Los cuerpos de los menores fueron rescatados del afluente cerca de las 15:30 de ese día.

Publicidad

Kerly A., madrastra de los menores, le dijo a la Policía que los dos niños se sumergieron en el río para refrescarse y desaparecieron repentinamente.

Los niños, según testimonio de la mujer, se lanzaron cerca de las 14:30 al afluente que pasa a la altura de la calle 38 de la parroquia Viva Alfaro de Quevedo.

Dos ciudadanos que fueron alertados por los gritos de la mujer apoyaron inicialmente en el rescate de los cuerpos de los niños identificados como Alejandro, de 7 años, y Sebastián, de 8. A pesar de los esfuerzos que les brindaron con los primeros auxilios, los niños no reaccionaron.

Personal del Cuerpo de Bomberos de la localidad culminó con la recuperación de los cuerpos de los hermanos para llevarlos a la morgue.

César Gilces, padre de los menores, manifestó que hasta el momento desconoce las circunstancias en las que se registraron los hechos.

Publicidad

“Mi actual pareja no me ha relatado cómo mismo sucedieron las cosas, tengo dudas y a la vez sospechas porque mis hijos no sabían nadar y según ella, no los rescató porque tampoco sabía nadar. Yo me enteré de la tragedia cuando estaba en el trabajo. La mamá biológica de los niños tiene problemas de consumo de drogas y por eso yo estaba a cargo de mis tres hijos. Desconozco el paradero de la madre”, dijo el hombre.

El progenitor también relató que entre sus sospechas está que a lo mejor uno de los niños estaba ahogándose y el hermano en un intento por ayudarlo también perdió la vida, ya que acostumbraban a estar siempre juntos.

Los menores junto con su padre, abuela y hermana mayor vivían en el sector El Desquite de la parroquia Viva Alfaro, sitio donde se efectúa el velorio. (I)