Los trabajadores que adolecen de una enfermedad invalidante o degenerativa certificada por el Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social y que su patología que les impida continuar con sus funciones pueden acogerse al proceso de jubilación por invalidez.

Podrá acceder a esta prestación cuando el afiliado es activo, debiendo contar con un mínimo de sesenta imposiciones, de las cuales seis como mínimo, deben ser inmediatamente previas y consecutivas a la incapacidad para todo trabajo y que esté sobrevenida en la actividad.

El asegurado que se encuentre cesante, podrá acceder al trámite de jubilación por invalidez, cuando su incapacidad para laborar esté sobrevenida dentro de los dos años siguientes al cese, y siempre que cuente con un mínimo de 120 imposiciones mensuales.

Publicidad

Requisitos generales

  • Cumplir con el tiempo de cotización mínimo en el Seguro General, según sea el caso para afiliado activo o cesante
  • Cancelar todos los aportes
  • No estar en mora con el IESS, como empleador, si es el caso
  • No debe tener generado un aviso de accidente o de enfermedad profesional en riesgos del trabajo por la misma contingencia.
  • No debe tener generada una solicitud de jubilación (vejez o discapacidad).
  • Cuenta bancaria activa y personal.

Además le solicitarán el formulario de solicitud de Jubilación por Invalidez, copia de cédula de ciudadanía legible, ccopia de documento de identidad del país contraparte, certificado bancario de la cuenta personal a nombre del beneficiario.

Si una persona desea acceder a esta jubilación, no calificará si la causa de su estado fue: por encontrarse bajo sustancias alcohólicas, intento de suicido, delito intencional del que fuere responsable el asegurado, cuando no cumple con los criterios de inclusión para la calificación de la incapacidad para laborar o invalidez.

Para iniciar el proceso, los ciudadanos deberán solicitar su jubilación a través de la página web del IESS, llenando el formulario que le solicitará ingresar todos los datos requeridos, principalmente colocar de manera correcta los números telefónicos y un correo electrónico que se encuentre activo. De forma automática el sistema genera una orden de examen médico que debe ser impreso.

Publicidad

Con la solicitud impresa y documentos físicos sobre la condición de salud, el usuario debe acercarse a la Unidad Médica del IESS establecida, en donde el Médico Calificador de Incapacidad revisará el estado de salud del paciente y considerando que sean enfermedades comunes o generales (es decir no ocasionadas por el trabajo), y que cumpla con ciertos criterios de indicios de invalidez, procederá a generar la consulta médica con especialistas, quien a su vez realizará la valoración pertinente.

El Médico Calificador, recaba la información de especialistas en la historia clínica y emite el informe médico final, mismo que se remite a una de las Salas del Comité Nacional Valuador, para que los miembros de la sala en el pleno de sesión convocada analizan historia clínica de manera integral e informes médicos adjuntos al trámite, y en el ámbito de sus competencias y normativa vigente, podrán aceptar o negar la solicitud del asegurado. (I)