Un grupo de 30 personas, entre hombres y mujeres, fue hallado en el interior de un bar clandestino ubicado en el centro de Machala, la noche de este jueves 29. Ellos irrespetaban el toque de queda que rige en esa ciudad para frenar el avance del COVID-19.

Por ello, Félix Romero, intendente de Policía de El Oro, dispuso que cumplan con la limpieza de las calles de la ciudad como parte del trabajo comunitario.

“Hemos coordinado la limpieza de calles con varias instituciones para incluir a los infractores del toque de queda y que cumplan las medidas del Decreto Ejecutivo 1291 dadas por el Gobierno nacional”, señaló el funcionario.

Publicidad

La jornada de limpieza se cumplió en las aceras de la avenida 25 de Junio, hasta el Parque Central, y contó con el apoyo de la Policía, Cuerpo de Bomberos de Machala y Aseo Machala.

Con escobas, agua y jabón, los infractores realizaron labores de aseo en estos espacios públicos.

COE nacional solicitó al INEC aplazar el censo poblacional y de vivienda al 2022

“Quienes incumplan el estado de excepción y toque de queda, que se preparen para venir a limpiar las calles”, advirtió Romero.

Publicidad

Luego de cumplir con las labores de limpieza, los ciudadanos fueron liberados. (I)