Los logros destacados en el primer año de su gobierno por el presidente de la República, Guillermo Lasso, durante su discurso en la Asamblea Nacional por el bicentenario de la batalla del Pichincha generaron diversas reacciones en gremios empresariales y analistas económicos, que aseguran que pese a los hitos resaltados hay muchos pendientes aún.

Lasso comparó la situación del país con las dos turbinas de avión. Según el primer mandatario, la primera turbina corresponde al sector emprendedor y la segunda se refiere al sector público, enfocado en el saneamiento de las cuentas fiscales.

Así, resaltó que en este primer año se concretó “una vastísima reducción de aranceles que asfixiaban la creación de empleo. ¡Más de 600 partidas!”.

Añadió que además se simplificaron trámites. “Hemos eliminado obstáculos al comercio. Nos anticipamos a la crisis logística mundial eliminando el valor del flete de la base de cálculo de aranceles e impuestos, lo cual luego siguió toda la Comunidad Andina”, resaltó Lasso, a la vez se asegurar que las empresas ecuatorianas son cada día más competitivas y el país es hoy más atractivo para la inversión.

Publicidad

Informe a la Nación 2022: El portafolio de inversiones del Ecuador se incrementa a $ 39.000 millones, anunció el presidente Guillermo Lasso

Miguel Ángel González, presidente del Comité Empresarial Ecuatoriano (CEE), sostuvo que la reducción de más de 600 aranceles durante el primer año de gobierno sin duda fue un hito para el país, pero indicó que desde el empresariado lo califican solo como el primer paso real hacia el libre comercio, a la vez de señalar que es positivo que el presidente vuelva a afirmar su compromiso con la reducción de aranceles para la generación de empleos.

“Necesitamos prender las dos turbinas que mueven al país en el segundo año de gobierno. El presidente afirma que la economía del sector público se encuentra mejor que hace un año. Mientras esto era necesario, la economía del sector privado aún se encuentra golpeada por la pandemia. En este segundo año de gobierno hay que terminar de prender la turbina del sector privado”, expresó González.

Esto, en referencia al anuncio de Lasso de que al asumir su mandato, las proyecciones de crecimiento no pasaban del 2,8 %, pero al final fue de 4,2 % y que la tasa de desempleo juvenil se redujo de 13,6 % en mayo de 2021 a 8,8 % al primer trimestre del 2022.

Para González, es positivo que la tasa de desempleo juvenil haya caído de 13,6 % a 8,8 % en el primer año de gobierno, pero aclaró que solo 3 de cada 10 ecuatorianos tienen un empleo adecuado. “Es decir, hay mucho por hacer antes de que la turbina del sector esté 100 % prendida”, sostuvo el dirigente, quien aseguró que es absolutamente necesaria una reforma laboral.

Publicidad

Por otro lado, resaltó que el presidente Lasso volvió a afirmar su compromiso con el libre comercio con la derogatoria de más de 20 normas INEN, las cuales calificó como trabas para el comercio y la apertura del Gobierno mediante acuerdos de libre comercio, que según Lasso espera firmar diez hasta el 2025 con diferentes mercados. Pese a estos avances, el dirigente cree que aún hay cosas pendientes por hacer y por mejorar, al indicar que aún hay 154 normas INEN por revisar, muchas de ellas imponen trabas al comercio, firmar acuerdos comerciales que incluyan los productos estrella del país como el camarón, banano y cacao, acelerar la reducción del impuesto a la salida de divisas (ISD).

También, realizar una reforma arancelaria integral, al señalar que hoy todavía siguen vigentes los aranceles mixtos que sobrepasan el límite de la Organización Mundial del Comercio (OMC); reducir los tiempos de los trámites de exportaciones e importaciones. González lamentó que en el caso de las importaciones el comerciante tarde 120 horas en trámites.

Respecto a la agenda comercial, Felipe Ribadeneira, presidente del Directorio de la Federación Ecuatoriana de Exportadores (Fedexpor), reconoció que se ha logrado un gran avance, aunque aseguró que se tiene que seguir trabajando con la misma celeridad para recuperar el tiempo perdido por Ecuador en materia comercial.

“En la agenda comercial, efectivamente se ha avanzado muchísimo, sin embargo no depende solo del Ecuador sino de las agendas de los demás países, creo que el Gobierno tiene una gran voluntad de recuperar el tiempo perdido de los más de los más de 25 años que ha perdido el Ecuador en materia comercial, esperemos se concreten acuerdos con China, México. con Canadá, con algunos otros países de Centroamérica; República Dominicana, Panamá; que es muy importante y en eso creo que se ha hecho un gran trabajo, insisto, tenemos que seguir avanzando en la misma velocidad porque tenemos que recuperar mucho tiempo perdido”, sostuvo el dirigente.

Publicidad

Mientras, por el lado de la macroeconomía, el analista económico Jorge Calderón aseguró que sin duda existen logros en esa área en el primer año de gobierno del presidente Lasso, que se reflejan en la reducción del déficit fiscal, que estaba por el orden del 7,8 % y ahora se sitúa entre 2,5 % y 3 %.

También destacó los cumplimientos con el Fondo Monetario Internacional (FMI) en lo concerniente a las distintas revisiones técnicas en estos meses, que han servido para garantizar los desembolsos de organismos multilaterales.

“Hay una percepción para la inversión positiva, es decir, de alguna forma hay todavía cosas que se cuajan a pesar de que tuvimos baja inversión extranjera el año pasado, esto producto más que todo por ser un año electoral y las inversiones se hacen con suficiente antelación en ese programa; pero en todo caso, macroeconómicamente hablando, hay una estabilidad o se muestra eso”, analizó Calderón, quien, sin embargo, llama a tomar con pinzas las proyecciones de crecimiento.

¿Por qué? Explicó que siempre después de una situación como la que atravesó el país por la pandemia, las economías se deprimen, en el 2020 con una caída de casi 8 puntos en el producto interno bruto. Calderón advirtió que cualquier efecto posterior a la recuperación se trata de un efecto rebote.

Publicidad

Informe a la Nación 2022: La dolarización está más sólida que nunca, dice el presidente Guillermo Lasso

“Entonces recién ese crecimiento económico está permitiendo recuperar en algo el terreno perdido en la pandemia, sea de la pérdida de puestos de trabajo en el cierre parcial o total en muchos sectores productivos, entre otras cosas”, indicó el experto, quien señaló que realmente lo que hay que medir si hay un logro, es que ese crecimiento económico se mantenga en el tiempo, en los siguientes años del presidente Lasso.

Agregó que por un lado se tienen más ingresos extraordinarios por venta de petróleo, pero esos ingresos se están yendo por los subsidios y los costos de las importaciones.

Para Calderón, se debe aportar decididamente a la atracción de inversión externa, la diversificación de la oferta exportable, buscar nuevos mercados y avanzar con los acuerdos comerciales para buscar que justamente ese crecimiento económico sea sostenido.

“El presidente espera para este año un crecimiento del 4 %, por encima, y ya ha habido anuncios del propio Banco Central que el crecimiento podría ralentizarse, porque por esta situación externa que ha mencionado el precio del petróleo, la guerra en Ucrania que hace que los costos logísticos sean más difíciles de asimilar por las rutas, en fin, se genera todo un panorama relativamente adverso; en todo caso, esperamos que esa estabilidad macroeconómica se refleje en los bolsillos de los ecuatorianos”, manifestó el analista económico, quien insistió en que la actualidad económica es importante, pero hay que ir aterrizándola a la realidad de las familias. (I)