Estudiantes universitarios, indígenas y trabajadores protagonizaron una movilización en contra de las medidas económicas del gobierno de Lenin Moreno, por las calles de la capital.

A las 16:00 de la tarde de este miércoles 16 de septiembre, inició la protesta que se concentró en la Caja del Seguro Social, en el centro norte de Quito, frente al llamado del Frente Unitario de Trabajadores (FUT).

La fuerte lluvia aceleró el paso de decenas de ciudadanos inconformes con las medidas del régimen, que recorrieron la avenida 10 de Agosto hasta llegar a la Plaza de Santo Domingo, en el centro histórico.

El presidente del FUT, Mesías Tatamuez dijo que esta acción es para detener los despidos, que se reportaron durante la crisis sanitaria por la pandemia del COVID-19. "A este gobierno lo tenemos que parar con la unidad del pueblo, que pare los recortes a la educación y los despidos de los trabajadores", dijo.

Reclamó que la Corte Constitucional (CC) no tramita la demanda de inconstitucionalidad a la Ley de Apoyo Humanitario, y advirtió que "no responden a lo que pase de aquí en adelante, si la Corte no nos llama a audiencia pública", para exponer su rechazo a la norma.

"¡El pueblo unido, jamás será vencido!", era el grito de la manifestación. Mientras los universitarios saltaban y corrían como forma de protesta para exigir que no se recorte el presupuesto para los centros académicos.

Al llegar a la plaza de Santo Domingo se reportaron enfrentamientos entre los protestantes y miembros de la Policía Nacional que, en medio de la lluvia, lanzaron agua a través de un vehículo antimotines, conocidos también como 'trucutrú', con la que se los dispersó. (I)