A la difícil situación económica y social por la emergencia sanitaria ahora se suma la contingencia vial, dijo Jaime Guevara, prefecto provincial de Pastaza, al señalar que gran parte de los 1000 km de vías internas a cargo de la institución en los cuatro cantones están fuertemente golpeadas, que los ejes viales han sido seriamente afectados.

Aseguró que para rehabilitar la vialidad afectada por las fuertes lluvias que caen desde hace días se necesitarán entre $800 000 y $900 000, otra cantidad similar se requiere para reparar tres puentes que colapsaron por la creciente del río Bobonaza.

Por vía telefónica con este Diario, el prefecto aclaró que las afectaciones más severas se produjeron en las vías El Triunfo-Villano-Paparawa y Oglán-Pitacocha, donde hubo pérdida de las mesas de la carretera y que se trabaja con el Municipio de Arajuno.

En el cantón Pastaza de los once ejes viales de la parroquia El Triunfo quedaron afectadas ocho.

Guevara explicó que por tres crecidas del caudal del río Bobonaza se destruyeron los puentes colgantes peatonales en Pakayaku, Sarayaku y Wituk Yaku, que hasta que se repongan se firmó un convenio con la junta parroquial de Sarayaku para facilitar combustible para que los habitantes de las comunidades pasen de una orilla a otra en sus canoas.

El prefecto de Pastaza explicó que para atender la emergencia vial por el momento se ayuda con maquinaria, ya que se utilizan fondos propios bajo administración directa, al reiterar que se requieren $1,8 millones para dejar la vialidad y los puentes en el estado que estuvieron antes de la temporada invernal. (I)