Tras 73 días de cuarentena en Quito, las terminales terrestres interprovinciales de Quitumbe, Carcelén y La Ofelia reactivan sus servicios en la entrega de encomiendas, pero se mantiene la prohibición de transporte de pasajeros.

La Empresa Pública Metropolitana de Movilidad y Obras Públicas (Epmmop) informó que desde este 29 de mayo las nueves operadores de la terminal terrestre de Quitumbe, siete de Carcelén y tres de La Ofelia retoman los servicios de encomiendas.

La Epmmop mantiene en los diferentes terminales terrestres procedimientos de bioseguridad para evitar contagios de COVID-19 de usuarios y prestadores de servicio.

Los vehículos livianos que ingresen a los parqueaderos de los diferentes terminales, para retirar o entregar encomiendas, deben pasar por un proceso de desinfección y estacionarse en las áreas designadas para ello.

En cuanto a los operadores, se les exige el uso obligatorio de mascarillas, gafas y guantes.Deben contar con alcohol y gel para los usuarios y alfombras de desinfección en el ingreso. Además, a los usuarios se les debe tomar la temperatura y obligarles a que respeten el distanciamiento social. (I)