Uno de los mercados húmedos más grande de Wuhan reabrió desde este miércoles en China. Las imágenes en los medios chinos muestran a los vendedores de cangrejos vivos en el antiguo epicentro, pero los animales salvajes ahora están prohibidos a raíz de la pandemia de coronavirus.

El mercado de Baishazhou ocupa el equivalente de 65 campos de fútbol. Allí, más de 3600 puestos volvieron a funcionar después de que se levantó el cierre aunque ahora los vendedores apenas comercializan 30 toneladas de cangrejos vivos al día, en comparación con las 120 toneladas anteriores.

A raíz del brote de coronavirus, las autoridades prohibieron el comercio de animales salvajes vivos o aves de corral en este tipo de mercados húmedos.

Desde la semana anterior, la ciudad de Wuhan, de 11 millones de habiantes, ha ido retomando su ritmo más cercano a la normalidad, aunque los clientes y vendedores deben medir su temperatura con trabajadores de salud en las entradas del mercado.

También deben usar una aplicación de salud oficial para demostrar que no tienen el coronavirus antes de que se les permita entrar, informó Yangtze Net local.

No es el mismo ritmo de antes

Antes de la pandemia, alrededor de 3000 camiones llegaban al mercado todos los días a través de cuatro entradas para traer o recoger suministros.

Los expertos creen que el virus fue transmitido a los humanos por animales salvajes, probablemente murciélagos, a través de un portador intermedio. Ya una investigación realizada por el Centro Chino para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) en enero sugirió que la fuente del virus era la vida silvestre vendida como alimento en otro popular mercado húmedo de Wuhan llamado Huanan, informó la agencia estatal de noticias Xinhua.

Huanan ha permanecido cerrado desde el 1 de enero cuando se cerró en relación con la epidemia, según un informe de la estatal China News, sin embargo, Pekín ha estado rechazando la evaluación generalizada de que Wuhan es el lugar de nacimiento del brote mundial después de que los casos comenzaron a caer allí, pero se dispararon en Europa.

El mercado de Baishazhou se encuentra a unos 15 kilómetros al sur de Huanan y suministra el 70 por ciento de las verduras y alimentos congelados de la ciudad. (I)