La epidemia del COVID-19, la enfermedad provocada por el coronavirus, que superó este lunes los 3000 muertos, sigue progresando en el mundo a un ritmo más rápido, en pleno contexto de temor mundial sobre sus consecuencias para la economía.

La epidemia se debilita en China, donde hay drásticas medidas de cuarentena que afectan a más de 50 millones de personas, pero en el resto del mundo la propagación de la enfermedad se acelera.

"En las últimas 24 horas, hubo cerca de nueve veces más de nuevos casos de COVID-19 registrados fuera de China que en China", aseguró en rueda de prensa el director general de la Organización Mundial de la Salud, Tedros Adhanom Ghebreyesus.

El número de casos en el mundo ascendía a 90 160 casos de contagio, entre ellos 3079 muertos, en 73 países y territorios, según un balance establecido por la AFP a partir de fuentes oficiales hasta el lunes a las 17:00 GMT (mediodía en Ecuador).

Publicidad

En China, donde el virus apareció a fines de 2019, las autoridades anunciaron el lunes 42 nuevos decesos, lo que lleva el balance en el país a 2912 muertos, y 202 nuevos casos de contagio, que elevan el total por encima de los 80 000.

Italia es el país más afectado en Europa. Las autoridades subieron el lunes el balance de muertos a 52, de las más de 2000 personas contagiadas, especialmente en las regiones del norte: Lombardía, Emilia-Romaña y Véneto.

Ante la progresión del virus, la Unión Europea, donde se registraron más de 2000 casos de contagio, incrementó el lunes su nivel de alerta a "de moderado a alto". Una tercera muerte anunciada en Francia llevó el balance de muertos en el bloque a más de 50.

La imagen insólita del temor al contagio se produjo el lunes en Alemania, donde el ministro del Interior Horst Seehofer se negó a estrechar la mano de la canciller Angela Merkel, una de las acciones recomendadas por los profesionales para evitar contaminarse.

La canciller alemana, Angela Merkel, quería estrechar la mano del ministro del Interior, Horst Seehofer, pero las alarmas por #coronavirus propiciaron este incómodo momento... [ee] pic.twitter.com/6lVVesG39j

En otras partes del mundo, Egipto, que en febrero anunció el primer caso en África, señaló un segundo contagio. Senegal y Túnez también registraron su primer caso cada uno, como Arabia Saudita, Indonesia y Jordania, en Asia, y Portugal y Andorra, en Europa.

Estados Unidos informó de un segundo fallecimiento, con un total de 21 casos, a los que se añaden otros 47 de personas repatriadas del extranjero. En el continente americano, México, Brasil, Canadá, República Dominicana y Ecuador cuentan con personas contagiadas.

Publicidad

En Corea del Sur, el segundo país más afectado, el lunes hubo otros 600 casos y ocho nuevos fallecimientos, por un total de 4300 contagios y 26 muertos. El líder del movimiento religioso responsable de la mitad de casos se disculpó por la responsabilidad de su organización en la propagación.

La OMS, que aumentó este fin de semana a nivel "muy elevado" (el máximo) la amenaza del coronavirus, también dijo que creerse protegido sería "un error fatal".

La agencia de Naciones Unidas recordó que los síntomas son benignos para la mayoría de enfermos, importantes (neumonías) para el 14 % y que el 5 % de personas afectadas están en estado crítico.

La tasa de mortalidad parece ser de entre el 2 y el 5 %, según la OMS. (I)