Dos días después de que las defensas de la prefecta de Pichincha, Paola Pabón, y los dirigentes de la Revolución Ciudadana, Virgilio Hernández y Christian G. presentaron un pedido para que se revoque la orden de prisión preventiva que existe contra los tres por el delito de rebelión, Patlova Guerra, presidenta de la Corte de Justicia de Pichincha, convocó para el próximo 16 de diciembre a que se realice la audiencia respectiva.

La acción tiene como objetivo que Pabón, Hernández y Christian G. puedan defenderse en libertad. Para Fausto Jarrín, abogado solicitante de las medidas cautelares Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) para los tres, al pedido se anexará la justificación emanada de las medidas cautelares de la CIDH.

El pedido de revocatoria a la prisión preventiva es uno de los mecanismos que prevé usar la defensa de Pabón para evitar que la funcionaria piedra su cargo en la Prefectura.

Los 60 días de licencia sin sueldo solicitada por Pabón concluyó el domingo último y, aunque la prefecta no cumple aún un año en el cargo, el prefecto de Pichincha encargado, Alexandro Tonello, aseguró que desde el lunes último a Paola Pabón se le ha concedido las vacaciones respectivas.

El sábado la CIDH emitió medidas cautelares a favor de Pabón, Hernández y Christian G.. Desde el pasado martes del cumplimiento de estas medidas cautelares estará a cargo de la Secretaría de Derechos Humanos.

La tarea inició con la convocatoria a una reunión de coordinación con la Secretaria de Atención a Privados de Libertad y con el Ministerio de Salud. Posteriormente, se explicó desde la Secretaría de Derechos Humanos, se convocará a los representantes de los beneficiarios para que las medidas que se adopten sean acordadas. (I)