Unas 40 personas continúan atrapadas en medio de la vía entre la Bonita y Santa Bárbara, en Sucumbíos, luego del deslave ocurrido el pasado jueves en el tramo La Alegría y La Fama, sobre aproximadamente 10 km.

El desprendimiento de parte de la montaña provocado por la fuerte temporada invernal, mantiene interrumpida la vía que conecta a Tulcán con Lago Agrio y con ellos están incomunicadas más de veinte comunidades con las provincias de Carchi, Sucumbíos y el fronterizo departamento de Nariño, en el sur de Colombia.

Héctor Oviedo, administrador de la cooperativa de transporte Putumayo, en Tulcán, informó que tres buses con 100 pasajeros que iban hacia Lago Agrio o venían a Tulcán se quedaron atrapados en medio del lodo, agua y piedras.

Oviedo agregó que tres personas que viajaban en los buses están afectadas de salud, según información de la gente que logró salir del lugar, donde se produjo el evento natural. “Las prolongadas lluvias y continuos deslaves no permiten salir a todos los viajeros”.

Publicidad

Jairo Benavides, oriundo de Nariño, quien logró salir de la zona después de caminar varias horas, totalmente enlodado comentó que el fango les llegó hasta la cintura y que debieron superar deslizamientos y el fuerte temporal.

Indicó que el jueves y viernes los viajeros se alimentaron y pernoctaron en una vivienda, pero los víveres se terminaron y los propietarios les pidieron que abandonaran la morada. Frente a esta situación pidieron ayuda a las autoridades carchenses.

Ayer, efectivos de la Brigada Andes de Tulcán se desplazaron hasta el lugar con 150 raciones alimenticias; sin embargo, las extendidas lluvias, los continuos desprendimientos de tierra y el lodazal permitieron únicamente la entrega de 50 kits alimentarios.

Los militares debieron incluso arrastrarse en algunos tramos por lo agreste del terreno. Un vehículo del Ejército que intentó ingresar se quedó varado en el terreno fangoso. Varias personas fueron ayudadas por los uniformados para salir del sitio.

“Hoy (lunes) salió una nueva patrulla para entregar un medio centenar de raciones a igual número de personas que aún permanecen en el lugar, indicó Jorge Merino, comandante de la Brigada Andes.

Entre tanto, equipo caminero del Ministerio de Transporte y Obras Públicas de la Zona Norte y de los gobiernos provinciales de Carchi y Sucumbíos y Municipio de Tulcán desalojan los escombros y buscan construir una variante.(I)