Los agentes de Criminalística y el fiscal que ingresaron al departamento del hombre que este jueves se lanzó desde una azotea en el centro de Guayaquil hallaron pegadas en una pared varias cartas de despedida para sus allegados y una copia de un camposanto donde tenía pagado su servicio exequial.

Entre los gritos de los moradores y el intento de los vecinos de tumbar la puerta de la azotea, el hombre identificado como Manuel Vela, de 91 años, se lanzó del edificio de cuatro plantas ubicado en la calle 6 de Marzo y Cuenca.

Ocurrió cerca de las 11:00 de este jueves y varios vecinos grabaron los minutos de terror en los que ese ve al adulto mayor cruzarse encima de una cerca metálica y bajar una a una sus piernas hasta que se suelta de la reja y cae al vacío.

Esto sucede entre los gritos de los vecinos que piden colchones para poner abajo de la zona en la que caería el hombre que falleció instantáneamente.

Vecinos del occiso que intentaron evitar el hecho, citaron que el adulto mayor había colocado seguro en la puerta que da a la azotea y que el único departamento con acceso al techo había sido asegurado por el hombre.

Agregaron que él vivía solo, era viudo desde hace 10 años y que tiempo atrás habría fallecido su única hija en el exterior. Según ellos, no padecía ninguna enfermedad, pero estaba deprimido por su soledad.

El fiscal Víctor González realizó el levantamiento del cuerpo y mencionó que ya el adulto mayor se había intentado lanzar del edificio en dos ocasiones anteriores. (I)