Peritos colombianos participarán en la reconstrucción de los hechos dentro del proceso que investiga la desaparición forzada de cuatro personas en el denominado caso González y otros, el cual ocurrió en noviembre del 2003, en una farmacia ubicada en la ciudadela Alborada, al norte de Guayaquil.

Esta mañana, luego de un evento de capacitación para funcionarios de ministerios públicos de la región, el fiscal General del Estado, Galo Chiriboga, confirmó la información y mencionó que únicamente están a la espera de que el juez de la causa dé paso a la realización de la diligencia.

El miércoles último, los oficiales en servicio pasivo Edgar V., Hugo R. y Vicente G., fueron vinculados a este caso, porque, según Chiriboga, estos uniformados, por disposición del Comandante General de Policía de la época, tenían que investigar los hechos de las desapariciones.

"Tenemos pruebas documentales de que ellos fueron dispuestos a través de un telegrama oficial. (...). Es decir que hubo una omisión", dijo el fiscal general.

Chiriboga comentó que este tipo de cooperación investigativa con otros países ha dado éxito, por ejemplo, en el caso del asesinato de las ciudadanas Argentinas o en el análisis de la escena de la ejecución extrajudicial que se dio también dentro del caso González y otros y en la que intervinieron expertos en peritajes de Venezuela.

Con la vinculación del general y los dos coroneles suman 18 los procesados en el caso. La instrucción fiscal se amplía 30 días más, pues inicialmente, el 27 de junio pasado, el periodo investigativo fue de 90 días. (I)