El cuerpo da señales cuano algo no anda bien. Por esta razón se le debe prestar la atención necesaria a cada señal que manda el organismo, ya que podría tratarse de alguna enfermedad.

Muchas veces se sienten dolores o se dan cambios en el cuerpo y las personas no los toman en serio. Sin embargo, podrían estar alertando alguna enfermedad.

Los dolores por los deberías asistir la médico

Dolores en el pecho

Si presente dolores o presión en el pecho esto puede ser señal de un problema cardíaco. De acuerdo al médico Giancarlo Talentti Merrill, en personas jóvenes, sin ninguna enfermedad, es probable que sea ocasionado por una inflamación de las articulaciones del tórax o un ataque de pánico. En cambio, en los pacientes adultos o con enfermedades preexistentes, puede deberse a un infarto agudo de miocardio.

Publicidad

Dolor de muelas

Si al ingerir bebidas muy frías o calientes se presenta una sensación intolerable en los dientes, esto puede estar relacionado con una exposición del nervio. Los expertos de Oral-B detallan que cuando se desarrolla una enfermedad de las encías, las bacterias que ocasionan la enfermedad también pueden disolver el hueso alrededor de la raíz del diente. La combinación de hueso disuelto y encías retraídas puede hacer que quede expuesta una mayor parte de la raíz, por lo que al tomar bebidas puede causar dolor.

Dolor abdominal

Si siente un constante dolor abdominal esto podria significar una gran frecuencia en enfermedades gastrointestinales como la gastritis. “Se debe considerar una emergencia si el dolor es muy intenso al punto de ser incapacitante, se puede acompañar de vómitos o heces con sangre; y signos de shock como sudoración, taquicardia, hipotensión y confusión”, explica el doctor Talentti.

Publicidad

Lunares que cambian de color

“Los lunares pueden ser rosados, negros, marrones, planos, elevados, generalmente son redondos y ovalados. Casi una de cada diez personas suele tener un lunar atípico, distinto a los mencionados”, detalla el dermatólogo Howard Romo. Se debe estar atento si hay una variación en la simetría, bordes, color y diámetro.

Verificar constantemente el tamaño, color y textura de ellos permite determinar si se puede llegar a tener cáncer de piel o no. (I)