El acné es una de las condiciones de piel más comunes. Ya que este tipo de piel es muy sensible, las personas que lo tienen pasan muchos apuros si no encuentran el producto correcto, porque en vez de cubrir las irregularidades, pueden empeorarlas.

Los dermatólogos de la Academia Americana de Dermatología dicen que está bien maquillar la piel con tendencia al acné, siempre que se usen cosméticos seguros y se tenga una buena rutina de limpieza y cuidado.

Las recomendaciones son las siguientes:

  • Escoja cuidadosamente el maquillaje. Esto implicará probar con varios productos para identificar los que le vienen mejor a su tipo de piel. Busque maquillaje no comedogénico, libre de aceites y que no tape los poros. Estos tienen menos probabilidades de causar un brote de acné.
  • Considere maquillaje que contenga ácido salicílico, que puede prevenir y reducir el acné. Pero si su piel es seca, recuerde que este ácido puede causar resequedad, especialmente si usted ya está usando medicación para el acné.
  • Evite el maquillaje pesado, como las bases cremosas o en barra, que pueden atrapar la suciedad y bloquear los poros. Si nota que su piel se irrita después de usar maquillaje, no deseche todo, trate de probar uno a uno los productos hasta encontrar el desencadenante.
  • Prepare la piel. Antes de maquillarse, la cara debe estar limpia y protegida. Lávese las manos y luego use las puntas de los dedos para aplicar un limpiador ligero, y enjuague con agua al ambiente. Solo entonces puede aplicarse la medicación para el acné que le haya dado su dermatólogo. Luego, colóquese un humectante que contenga protector solar.
  • Es mejor que compre un filtro solar de amplio espectro y con un factor de protección de 30 o más. La piel quemada por el sol se irrita, y la irritación es el paso previo al acné.
  • Use aplicadores de maquillaje. No use los dedos, pues estaría transfiriendo a la cara los aceites de la piel de las manos. Use brochas, pero lávelas con champú o jabón ligero cada 7-10 días. Las brochas u esponjas sucias acumulan residuos, suciedad, aceites y bacterias. No frote la piel con estos aplicadores, sea gentil.
  • No comparta maquillaje ni brochas con nadie. El acné no es contagioso, pero las bacterias, las células muertas de la piel y la grasa de la piel ajena pueden quedarse en el producto o en el aplicador.
Foto: Shutterstock
  • Quítese todo el maquillaje cuando haya cumplido su función, al llegar a casa o al irse a dormir. Use un desmaquillante libre de aceite y luego lávese con un limpiador suave. Nuevamente, no frote la piel en ningún momento.
  • Si usa un medicamento para el acné por la noche, que sea después de haberse lavado la cara, y a continuación aplíquese una capa de humectante no comedogénico.

A veces, incluso con muchos cuidados, puede haber un brote de acné. No solo tiene que ver con lo que come o lo que se pone en la cara, sino también con el estado de ánimo. Hable con su dermatólogo, y cuéntele sobre los productos que está usando para cuidarse y para maquillarse. (I)