Alexis B. G., de 22 años, murió la noche de este jueves 24 en el hospital básico del cantón El Empalme (Guayas) luego de haber ingerido fosfuro de aluminio, compuesto químico altamente tóxico.

De acuerdo al informe del personal médico, el joven, antes de recibir atención médica y perder la vida, vomitó la sustancia en el área de emergencia del hospital, causando la contaminación ambiental en el lugar.

Por ello, personal médico y pacientes que se encontraban en esa área fueron evacuados por cuestiones de seguridad y así reducir los riesgos.

La Policía indicó que, luego de conocer el tipo de sustancia ingerida por el ciudadano, el cuerpo fue embalado y sepultado de manera inmediata, mientras que sus familiares reciben vigilancia médica para evitar complicaciones en su salud.

Elementos del Cuerpo de Bomberos de dicha localidad y de Guayaquil, apoyados por la Policía, acordonaron el lugar y realizaron la descontaminación del hospital, así como de la vivienda donde residía el fallecido. Hasta el momento no se han reportado más ciudadanos intoxicados.

Familiares del fallecido manifestaron que su pariente ingirió la sustancia con el fin de suicidarse.

Este compuesto químico es uno de los fumigantes que más se utilizan en la eliminación de plagas en granos almacenados, como el cacao y café. Al tomar contacto con el agua, este sustancia se dispersa en el ambiente y es altamente peligrosa, detalló personal de Bomberos. (I)