Gustavo Peralta, propietario de El Sabrosón, un negocio familiar dedicado a la venta de sánduches de chancho, pavo y jamón, entre otros platillos típicos, en el sur de Guayaquil, falleció el miércoles 21 de julio, se informó en las redes sociales de dicho establecimiento.

“Estamos muy acongojados por tan irreparable pérdida, motivo por el cual informamos a nuestra querida comunidad y clientela que no se laborará en ninguna de nuestras sedes”, se señaló en un comunicado difundido en la cuenta en Facebook de El Sabrosón.

Este negocio es conocido en la ciudad por la preparación de chanchos y pavos en hornos de leña.

Peralta, nacido en 1957, comenzó su negocio en el Puerto Principal en 1987 en un pequeño quiosco de madera.

“Y hoy ya estamos fabricando nuestros propios panes, embutidos y atendemos en varios locales en Guayaquil. Ha sido un trabajo muy sacrificado, pero no hemos dejado de soñar y ser constantes”, consta en su cuenta en la red social LinkedIn. (I)