Apenas nació la segunda hija de la pareja del príncipe Enrique y Meghan Markle surgió una polémica por los nombres anunciados para la pequeña nacida en Estados Unidos el pasado viernes 4 de junio.

Pues resulta que tanto la hija de Guillermo y la de Enrique tienen los mismos nombres.

La princesa Carlota, hija de Guillermo y Kate Middleton, es más conocida por su primer nombre, pero lleva además los nombres de su bisabuela la reina Isabel y de su abuela Diana, la fallecida Lady Di. Su nombre completo es Charlotte Elizabeth Diana.

En cambio, la recién nacida hija de Enrique y Meghan Markle fue nombrada Lilibet (apodo de Elizabeth) Diana.

Publicidad

Polémica por el apodo de la soberana

Entre los seguidores de la monarquía surgió inmediatamente la polémica debido al rompimiento público que hicieron los Duques de Sussex con la corona británica, y el uso del apodo que la reina Isabel ha tenido en el entorno familiar. Además, era bien sabido que era el nombre con el que su difunto esposo Felipe la nombraba en la intimidad de su hogar.

La experta real Angela Levin sugirió que la decisión fue una mala idea porque el apodo cariñoso le fue otorgado a Elizabeth por su difunto esposo, el príncipe Felipe.

Consultada por la prensa británica, Levin explicó que el apodo se remonta a cuando Isabel II todavía era una princesa y no podía pronunciar su propio nombre, llamándose a sí misma “Lilibet”. El rey Jorge VI se referiría a su hija por ese apodo, que rápidamente se extendió a sus abuelos, y que su futuro marido terminaría adoptando.

“Era un apodo muy privado. El príncipe Carlos nunca se referiría a su madre como Lilibet”, expresó la experta real en una entrevista televisiva en Londres. Ella cree que fue “grosero” que los Sussex hayan usado ese nombre para su hija.

No obstante, hay muchos que creen que la elección del nombre es un tributo a la reina Isabel II en un intento de reconciliación por parte de los duques de Sussex.

De acuerdo al sitio Page Six, el príncipe Enrique, de 36 años, pidió permiso para usar el nombre Lilibet antes del nacimiento de su bebé. Fuentes reales señalaron al citado medio que el príncipe llamó a su abuela antes de que su esposa diera a luz en el Santa Barbara Cottage Hospital el 4 de junio.

Publicidad

Comunicado del nacimiento

“Con gran alegría el príncipe Harry y Meghan, el duque y la duquesa de Sussex, han dado la bienvenida al mundo a su hija, Lilibet ‘Lili’ Diana Mountbatten-Windsor. Lili nació el viernes, 4 de junio, a las 11:40 de la mañana, bajo el cuidado y preocupación de los doctores y personal del Santa Barbara Cottage Hospital, en Santa Bárbara, California. Pesó 3,5 kilos. Tanto la madre como la niña están bien y se encuentran en casa. Lili ha sido nombrada así por su bisabuela, Su Majestad, cuyo apodo familiar es Lilibet. Su segundo nombre, Diana, fue elegido en honor de su adorada abuela, la Princesa de Gales”, señala el comunicado oficial.

También, debido a que los duques de Sussex renunciaron a que sus hijos tengan títulos nobiliarios, Lili Diana no será princesa a menos que su abuelo Carlos, cuando pueda acceder al trono británico como rey le otorgue el título.

En 1917, el rey Jorge V estableció una convención real en la que todo nieto del monarca del momento, recibiría el título de príncipe y sería llamado “Su Alteza Real”. De tal modo que cuando el príncipe Carlos asuma la corona británica, en automático tanto Archie como Lili recibirán el título de príncipe y princesa.

En el caso de sus primos Jorge, Carlota y Luis, fue la reina Isabel II quien les otorgó el título.

Sucesión al trono

Pese a que nació en Estados Unidos, la pequeña Lili es octava en la línea de sucesión al trono británico, luego de su abuelo Carlos; su tío el príncipe Guillermo; sus primos el príncipe Jorge, la princesa Carlota, el príncipe Luis; su papá Enrique y su hermano mayor Archie Mountbatten-Windsor. (E)