Más de 25.000 visitantes tuvo la Feria Internacional del Libro de Guayaquil

Feria del Libro de Guayaquil
Feria del Libro de Guayaquil
Karla Medina
9 de Septiembre, 2018 - 16h54
9 Sep 2018 - 16:54
Guayaquil -

Mucho conocimiento, pero sobre todo mucha acogida es lo que se vivió en el ultimo día de la Feria Internacional del Libro (FIL), que se ha venido desarrollando desde el miércoles pasado hasta hoy en el Centro de Convenciones Simón Bolívar, en el norte de Guayaquil.

Entre público adulto, familias enteras, abuelos y abuelas acompañados de sus nietos, los clubes de lectura, jóvenes de universidades y colegios, y sobre todo niños tuvieron la oportunidad de desarrollar sus habilidades a través de actividades lúdicas que se ofrecían en los stands que participaron en la cuarta edición de este encuentro literario, que este año convocó a 48 autores nacionales y 14 extranjeros.

Cecilia Ansaldo, presidenta del Comité organizador de la FIL, contó que la edición de este 2018 ha superado a las ediciones de años anteriores, especialmente en expectativas de acogida por parte del público, que ha asistido durante los 5 días de la feria.

“Con un promedio de 7.000 personas que han ingresado diariamente a la feria dando una asistencia de más de 25.000 personas, con la cual se ha superado la expectativa de años pasados, que naturalmente se ha superado la asistencia dando a la feria un total éxito”, acotó Tatiana Landín, miembro del Comité Organizador de la FIL 2018.

Es importante resaltar que en los stands de las principales librerías como Mr. Books y Libreria Española, donde el publico ha aprovechado para comprar libros de toda índole, se observó gran cantidad de filas lectores, especialmente para aquirir los libros de Ricardo Liniers (Argentina) y Andrés Montt (Chile/ Ecuador) y las firmas nacionales y extranjeras, con la presencia de Miguel Gane (España).

Las editoriales independientes también se han hecho presentes en la FIL 2018, con toda su organización y componen toda una asociación, como Elfakir. Librerías como Lobo Lunar, donde se puede encontrar textos para niños y jóvenes lo que la caracteriza como una librería infanto- juvenil.

Ansaldo y Landín, destacan la superación de la expectativa de la FIL de este año en comparación a las convocatorias de los útlimos 3 años que se ha desarrollado este evento, “dando un grado de ascenso, experiencia, multiplicidad de ofertas y asistencia con respecto a la del ultimo año especialmente”, dice Landín.

“Siempre se busca superar en iniciativa y en realización para que pueda alcanzar un éxito y un grado ascendente de logros, dado así que el éxito de este año nos compromete a tener una mayor satisfacción apuntando a la edición del próximo año”, acota Ansaldo.

Landín, a su vez, ha destacado la presencia de los niños y jóvenes de los colegios de la ciudad, desde esa premisa podemos medir la aceptación que ha tenido la FIL. “En esta medición de aceptación la vemos mas en especial en los niños que les gusta la lectura y desarollar sus habilidades y conocimientos”.

Atracciones

Profesores destacan la importancia de que se desarrolle la lectura para los niños, desde ahí hemos medido especialmente como por ejemplo la sección por los 200 años de 'Frankestein' y los 75 años del 'Principito', siendo estas las mas atractivas hacia los niños. “Con estas atracciones, se capta la atención hacia el publico infantil que gusta de la lectura, pero hay otro tipo de lectores que también se los ha ido revisando que van directamente a la librería, editoria o stand para adquirir el libro.

En especial cuando un niño quiere un libro, el padre va directamente para comprarlo, y esto va como una cadena que si el niño pequeño le gusta un libro empezará a relacionarse con el mismo, tenemos ahí un nicho importante en el cual estamos apuntando a ese lector formado que tenga gusto por leer. Asi mismo para el niño o el joven, fomentar el gusto por la lectura, que es lo que hemos observado”, señala Landín.

Informa además Ansaldo que han “tenido bastante acogida hacia los eventos en el que se han presentado escritores de distintos países en los cuales son muy conocidos, pero que acá no han tenido un buen conocimiento. Sin embargo autores como Ana Carmen Boullosa de México, Julián Herbert de México, Frank Báez de República Dominicana, Giuseppe Caputto de Colombia, no podían haber presumido de que tenían lectores acá en Guayaquil, pero luego de interactuar con ellos, conocer sus obras literarias han tenido una acogida enorme. Por lo tanto por la oferta de actividad literaria también recogemos buenos ecos”.

A FUTURO

“Para el próximo año se espera que la expectativa sea enorme, apuntar hacia grandes desafíos y superar expectativa que se busca en la FIL 2019, todo consiste en atinar con escritores que estén en la mira del público, crear una curiosidad específica entorno a los nuevos valores literarios cuyo crecimiento es imparable en América Latina y que se interesen por nuestros valores ecuatorianos, actualmente contamos con 46 escritores nacionales”, comenta la presidenta del Comité de Contenidos de la feria.

“Esta bien que se traigan escritores extranjeros, pero que vengan a ver lo que hacen nuestros valores nacionales, nuestros escritores”, agregó Landín.

Ansaldo destaca que “la literatura ecuatoriana está ya en proceso de internacionalización, de apuntar a nombres importantes, es lento este proceso pero que va en camino a darse un éxito, lo dificíl que es sacar un libro de su tierra natal, vincularlo con editoras extranjeras, pero creo que el año 2018 ha sido un año significativo para nuestros autores vistas por ejemplo en España, publicandose sus obras en España”.

La Feria Internacional del Libro de Guayaquil. Estará abierta hasta las 21:00 de hoy. Las entradas cuestan $ 4 para los adultos y $ 2 para los niños y la tercera edad. (I)

Más de 25.000 visitantes tuvo la Feria Internacional del Libro de Guayaquil
Libros
2018-09-09T16:54:06-05:00
Mucho conocimiento, pero sobre todo mucha acogida es lo que se vivió en el ultimo día de la Feria Internacional del Libro (FIL), que se ha venido desarrollando desde el miércoles pasado hasta hoy en el Centro de Convenciones Simón Bolívar, en el norte de Guayaquil.
El Universo