El etíope Selemon Barega se colgó la primera medalla de oro del atletismo de los Juegos Olímpicos de Tokio-2020 al ganar este viernes en los 10.000 metros al ugandés Joshua Cheptegei, plusmarquista mundial, en una jornada del viernes llena de sorpresas.

El atletismo echó a andar la madrugada de este viernes en Tokio-2020 y en la primera final llegó la primera sorpresa, cuando el joven Barega (21 años) superó en el esprint a Cheptegei en un ajustado final.

Otra sorpresa: el equipo mixto estadounidense del 4x400, gran favorito al oro, quedó descalificado por pasarse el testigo fuera de la zona en una prueba que se estrena en estos Juegos.

En cambio no hubo sorpresas en el triple salto, con la clasificación para la final de la gran favorita, la venezolana Yulimar Rojas, además de la colombiana Caterine Ibargüen y la española Ana Peleteiro.

Publicidad

El etíope Barega terminó la prueba con un tiempo de 27 minutos, 43 segundos y 22 centésimas, con 41 centésimas de ventaja sobre Cheptegei (27 min 43 s 63 c), cuya aceleración final le permitió superar a su compatriota Jacob Kiplimo (27 min 43 s 88 c, bronce), pero no le dio para alcanzar al etíope de 21 años.

Barega, que había sido subcampeón mundial de 5.000 metros en 2019, consigue así el primer gran título de su carrera. Dos años antes, en el Mundial de Londres, había sorprendido con un quinto lugar con apenas 17 años.

Este gran hincha del Manchester United tiene previsto pasar a las pruebas de fondo en carretera y no está inscrito para los 5.000 metros en estos Juegos.

“Es una manera de hacer historia porque Abebe Bikila ganó el maratón en Tokio en (los Juegos Olímpicos de) 1964 y estoy muy orgulloso de eso. Tenía ya la experiencia de victorias en distancias cortas así que tenía mucha confianza en los últimos 400-200 metros. Ha sido una gran lucha”, afirmó.

Este revés confirma las dudas generadas en los últimos meses por Cheptegei, que fue sexto en la final de los Juegos de Rio-2016 pero que luego fue progresando hasta ser plata en el Mundial de Londres-2017 y oro en el de Doha-2019.

En el año 2020, Cheptegei batió los récords mundiales tanto de 5.000 como de 10.000 metros, convirtiéndose en la estrella absoluta del fondo.

Publicidad

El ugandés llegaba a Tokio con el objetivo de emular a grandes estrellas que hicieron doblete de títulos olímpicos en 5.000 y 10.000 metros, como el etíope Kenenisa Bekele (Pekín-2008) o el británico Mo Farah (Londres-2012 y Río-2016).

Sin embargo, resultados recientes como el sexto lugar registrado en junio en los 5.000 metros de la Liga de Diamante en Florencia (Italia) habían disparado las dudas sobre el estado real y las posibilidades del teórico gran favorito al oro en Tokio.

La de 10.000 metros fue la única final del día inicial del atletismo.

El resto de pruebas eran clasificatorias y varias estrellas tuvieron su primera toma de contacto con la pista tokiota.

Fue el caso de la venezolana Yulimar Rojas, dominadora absoluta del triple salto, que selló su clasificación cómodamente para la final del domingo, en la que buscará su primer oro olímpico, cinco años después de la plata de Río-2016.

Rojas no desperdició energías. Con un único salto de 14,77 metros consiguió superar ya la marca mínima que clasifica automáticamente y se puso a pensar ya en el reto de la final.

Entre esas rivales de la final estará la española Ana Peleteiro, segunda mejor de la ronda de calificación con 14,62, y la colombiana Caterine Ibargüen, la vigente campeona olímpica, que llegó a 14,37 metros.

También avanzó sin sobresaltos la neerlandesa Sifan Hassan, en su caso en las series de 5.000 metros.

Hassan se ha puesto como misión lograr los oros en 1.500, 5.000 y 10.000 metros, una hazaña sin precedentes.

Por el momento consiguió sellar su billete a la final de 5.000 metros, que disputará el lunes, al ganar su serie de la primera ronda, con un tiempo de 14 minutos, 47 segundos y 89 centésimas.

En los 100 metros femeninos, la marfileña Marie-José Ta Lou (10.78, nuevo récord de África) brilló en las series de los 100 metros, donde las favoritas jamaicanas Shelly-Ann Fraser-Pryce (10.84) y Elaine Thompson-Herah (10.82) cumplieron para acceder a semifinales. (D)