Uruguay apuesta a dejar atrás la pálida imagen generada en los últimos partidos del premundial para calzarse la estampa de favorito en la Copa América de Brasil-2021, para hacerle honor a una historia que lo eleva como el más ganador del torneo continental.

“Trataremos, en un campeonato que tiene un valor histórico muy importante para Uruguay, de estar a la altura de las expectativas”, dijo el entrenador Oscar Tabárez la noche del martes, luego del empate 0-0 de la Celeste frente a Venezuela.

La igualdad en Caracas significó el tercer partido consecutivo en el camino a Catar-2022 sin victorias y sin goles anotados por la Celeste, tras el empate 0-0 con Paraguay la semana pasada y la derrota 2-0 con Brasil en noviembre, ambos en Montevideo.

Pero con solo seis encuentros disputados en un clasificatorio que tiene 18 fechas, Tabárez opinó que no es tiempo de balances. “Esto es largo”, ha dicho más de una vez. Ahora, la Celeste tiene la chance de reivindicarse con la Copa América, que se ha convertido en su zona de confort y que aspira a ganar por decimosexta vez.

Publicidad

Ilusión por la 16

Cuando la pelota comience a rodar el domingo en Brasil, se habrá iniciado la edición 47 del torneo de selecciones más antiguo del mundo.

Uruguay, que con 45 participaciones es el país que más veces dijo presente en el torneo, se quedó con la Copa en 15 ocasiones, liderando un podio que completan Argentina (14) y Brasil (9).

La Celeste ganó la primera edición, disputada en Buenos Aires en 1916, mientras que su última conquista fue en 2011, nuevamente en Argentina, cuando dejó afuera a la albiceleste de Lionel Messi en cuartos de final.

Esas victorias, así como el ‘Maracanazo’ de la Copa del Mundo de Brasil en 1950, han alimentado la fama de los charrúas como el fantasma de los anfitriones, aguando fiestas aparentemente seguras más de una vez.

Siete de las 15 copas las conquistó oficiando de local y las restantes las consiguió como visitante, tres de ellas en Argentina.

Publicidad

Tabárez, de 74 años y quien lleva tres lustros ininterrumpidos al frente de la Celeste, podría convertirse en el segundo director técnico uruguayo que gana dos Copas América.

Hasta ahora, el único que se colgó esa cocarda fue Juan Carlos Corazo, tras ganar el torneo en Guayaquil en 1959 y en Montevideo en 1967.

Vuelve Edinson Cavani

Un diferencial importante en la cancha para el equipo de Tabárez en Brasil será el regreso de Edinson Cavani, ausente de la última doble fecha del premundial por suspensión.

La ilusión de la afición uruguaya depende en buena parte de que la dupla de atacantes conformada por Cavani y Luis Suárez, goleadores históricos del combinado celeste, haga gala de su punzante efectividad.

Ambos delanteros integraron el plantel que en 2011 levantó la última Copa América para Uruguay, al igual que Diego Godín, Martín Cáceres, Sebastián Coates y el arquero Fernando Muslera, quien es el futbolista del plantel actual con más partidos (17) en el torneo continental.

Los uruguayos esperan que con la base de aquella experiencia y el brío de juveniles como Facundo Torres o Brian Ocampo, delanteros estrella de Peñarol y Nacional, respectivamente, que la afición ansía ver juntos en la cancha, la decimosexta Copa América se convierta en realidad. (D)