Los actos de violencia en el graderío durante el Clásico del Astillero del miércoles pasado, que ya motivaron sanción contra Barcelona Sporting Club por parte del Comité Disciplinario de la LigaPro, han sido razón de rechazo para entidades del fútbol nacional y han encontrado alcance en la Fiscalía de Ecuador, que investiga los sucesos en el estadio Monumental Banco Pichincha.

Hubo un lleno en el escenario de los canarios para recibir a Emelec, en juego pendiente de la fecha 11 (primera ronda) de la LigaPro Serie A, y el Clásico dejó más que el empate a 1 entre ambos clubes guayaquileños. En el graderío se vivieron situaciones extradeportivas que no fueron pasadas por alto en el registro de cámaras de video, como el encendido de bengalas por parte de hinchas visitantes –prohibido en el fútbol nacional desde 2013– y los altercados protagonizados por los seguidores locales.

Sobre los acontecimientos, la organización del campeonato doméstico se manifestó el jueves en redes sociales: “La Liga Profesional de Fútbol del Ecuador rechaza todo acto de violencia que mancha al deporte. Estamos a disposición de las autoridades para trabajar en conjunto, también con la Federación Ecuatoriana de Fútbol (FEF) y así erradicar estos sucesos”.

Comité Disciplinario de LigaPro sanciona a Barcelona por sucesos en graderíos durante Clásico

En la misma línea que la LigaPro se expresó la FEF en su sitio web: “La Federación Ecuatoriana de Fútbol rechaza y condena los hechos de violencia que son de conocimiento público y tuvieron lugar anoche (miércoles) durante el partido entre Barcelona Sporting Club y el Club Sport Emelec por la fase 1 de la LigaPro Serie A 2022″.

Publicidad

En el organismo rector del balompié ecuatoriano, además, se dijeron “atentos a que se identifique y sancione a todos los infractores involucrados en estos hechos de violencia”.

Bengalas, hinchas visitantes y altercados en barra local, otra cara del Clásico del Astillero

El jueves, el Comité Disciplinario de la LigaPro sancionó a Barcelona con la prohibición de disputar su siguiente partido de local con público, es decir, a puerta cerrada, luego de los sucesos en el graderío durante el Clásico. Los canarios también fueron multados con $ 10.000 en total por diversas infracciones.

“Sabremos aceptar, en el marco del debido proceso, las sanciones que impongan los organismos deportivos, mismas que evidentemente representarán pérdidas económicas que atentan de forma directa contra la gestión financiera y administrativa de nuestra institución”, comunicó Barcelona.

Fiscalía abre investigación

La Fiscalía General del Estado abrió de oficio una investigación por los incidentes violentos durante el Clásico del miércoles.

“Los hechos dejaron varias personas heridas, entre ellas mujeres y niños”, dijo la institución, que también indagará sobre “un presunto abuso sexual contra una periodista, quien habría sido agredida fuera del escenario deportivo”. (D)