Evocación a Abel Gilbert y Armando Pareja

Evocación a Abel Gilbert y Armando Pareja Evocación a Abel Gilbert y Armando Pareja
Evocación a Abel Gilbert y Armando Pareja
Dr. Armando Pareja Coronel, médico notable. Archivo
Evocación a Abel Gilbert y Armando Pareja
El Dr. Abel Gilbert Pontón desarrolló aplaudida labor. Archivo
25 de Mayo, 2015
25 Mayo 2015

En apenas una semana de mayo de 1965, hace 50 años, nuestra ciudad perdió a dos ilustres hijos que fueron valores de la ciencia médica: Armando Pareja Coronel, el 22, y Abel Antonio Gilbert Pontón, el 26. Además, estos personajes contribuyeron al desarrollo del país desde las funciones públicas en las que actuaron, sin olvidar los preceptos de servicio que identifican a la profesión que ejercieron con probidad.

Pareja Coronel nació en 1896 y se graduó de doctor en la Universidad de Guayaquil. Fue presidente ejecutivo de la Liga Ecuatoriana Antituberculosa (LEA) y de la Sociedad Médico Quirúrgica. Desplegó una valiosa tarea de investigación y tratamiento de la tuberculosis. También hizo docencia universitaria y laboró como presidente de la Federación Deportiva del Guayas y de la Nacional.

Integró sociedades científicas del país y el exterior; actuó como senador, diputado y gobernador del Guayas. Por su notable actuación y servicios prestados recibió numerosos reconocimientos del Gobierno y de la Municipalidad de Guayaquil, que en 1955 lo designó Mejor Ciudadano.

Gilbert Pontón vino al mundo en 1889. Siguió la carrera de medicina en el alma máter porteña y alcanzó su investidura de médico, galardonado con el premio Contenta; en 1919 fundó la clínica Guayaquil. Hizo cátedra universitaria y fue vicerrector de ese centro superior y rector del colegio Vicente Rocafuerte; fue concejal del cantón, vicepresidente de la Asamblea Constituyente y de la Cámara de Senadores, etcétera.

Desde el directorio de muchas instituciones, Gilbert Pontón prestó invaluable servicio profesional y humanitario a sus compatriotas. En 1964 recibió la Estrella de Octubre, máxima presea de la Municipalidad de Guayaquil.

Un celebrada frase suya que resalta su vocación, dice: “Mis manos no me pertenecen, son del pobre cuando las necesita y del rico cuando las paga”. (I)

Evocación a Abel Gilbert y Armando Pareja
Gente
2015-08-22T14:35:00-05:00
En apenas una semana de mayo de 1965, hace 50 años, nuestra ciudad perdió a dos ilustres hijos que fueron valores de la ciencia médica.
El Universo