El secuestro exprés es otra modalidad delictiva que azota a Guayaquil. Esta vez la víctima fue una mujer de 68 años que terminó en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) de una casa de salud luego que los pillos le propinaron una golpiza.

Según allegados a la mujer, a las 19:00 del pasado lunes ella tomó un taxi informal en la av. San Jorge, en la ciudadela Kennedy, para regresar de una cita médica hasta su domicilio, en el centro de la urbe. Pero en la intersección de Tungurahua y Clemente Ballén, bajo la supuesta complicidad del conductor, se embarcó un hombre para atracarla.

La mujer no logró desembarcarse y en el interior del auto fue agredida con dureza dada la gravedad de sus heridas: tiene un pulmón colapsado, costillas rotas, el rostro desfigurado. Si no la mataron es porque Dios existe, describió un amigo que la visitó y que contó su tragedia en las redes sociales, donde el hecho se hizo viral y contrajo el repudio de los internautas que reclaman más seguridad en medio de un estado de excepción por la ola delictiva que sufre Guayaquil.

Una amiga de la víctima contó que estuvo casi tres horas retenida y finalmente fue abandonada en Cuenca y la 16, desangrándose y sin poder ponerse en pie. Unos jóvenes que andaban en bicicleta avisaron a los policías sobre la escena que encontraron y fue trasladada a una clínica, donde su estado es reservado.

El hecho ocurrió al cabo de la primera semana de estado de excepción declarado a nivel nacional por los altos índices de criminalidad. Esto ocurre sobre todo en Guayaquil, donde militares y policías revisan unos mil vehículos cada día. Pero los ciudadanos exigen más presencia en las calles, no solo en los puntos críticos que ha identificado la Gobernación del Guayas o el Municipio.

Durante la primera semana de estado de excepción, del 19 al 25 de octubre del presente año, se han desarrollado 11.147 operativos con el registro de 86.154 ciudadanos y 70.665 vehículos en distintas zonas de la provincia del Guayas.

Como resultados, la Gobernación del Guayas informó que se ha logrado la aprehensión de 220 personas por delitos, 49 armas de fuego, 1.1012,9 gramos de droga, 544 motos, 1.647 municiones, 52 explosivos y 3 drones. Además, 7 bandas fueron desarticuladas. (I)