Los hurtos en Guayaquil no solo están en las calles. La Policía ha sufrido el hurto de una dotación de armas dentro de una de sus propias unidades de Guayaquil.

Se trata de la desaparición de 150 armas de fuego tipo pistola Smith & Wesson que se encontraban almacenadas en dos cajas de madera.

Este aparente hurto ha ocurrido en el distrito Modelo del circuito La Atarazana, en el norte de Guayaquil.

El sargento Bernardo V., que estaba encargado del rastrillo de consigna, reportó que mientras realizaba una inspección del armamento se percató de que las dos cajas de madera que contenían 150 armas de fuego se encontraban vacías.

Publicidad

Muertes violentas siguen en la Zona 8, incluso en lugares intervenidos; en Pascuales, un hombre y una mujer fueron atacados a bala

Según los reportes preliminares, ese sargento estaba al cuidado de la dotación desde el 16 de marzo junto con el cabo Tomás T., quien salió de vacaciones el 6 de mayo. Un día después, el sábado 7, entró a remplazarlo el cabo Juan A.

El parte policial refiere que el cabo Juan A. indicó que el 13 de mayo habría observado que las cajas se encontraban con una sola arma de fuego, pero desconocía que las cajas contenían más pistolas.

El subcomandante de la Z-8, el jefe de la Policía Judicial, el jefe de Criminalística, entre otros oficiales, se acercaron para conocer el caso.

La noche de este domingo, la Policía Nacional confirmó este hurto de armas que permanecían en el rastrillo de una unidad.

Publicidad

Estado de excepción en Ecuador: 50.935 operativos en los que se detuvo a 1.131 personas

“Ante los hechos se dispuso a unidades especializadas investigar el caso y hallar a los responsables”, indicó la entidad en un comunicado.

La desaparición del armamento está siendo investigada como un hurto por las autoridades.

Este hecho ocurre en momentos que la ciudad se encuentra en un estado de excepción y con toque de queda en dos parroquias urbanas.

Este lunes, el ministro del Interior, Patricio Carrillo, dijo que tres servidores de la Policía se encuentran sometidos a la administración de justicia. “En lo administrativo se determinará la cadena total de responsabilidades”, señaló.

Publicidad

Carrillo mencionó que las armas se encontraban en proceso de destrucción e inhabilitadas para el uso policial. “La alerta se genera por este mecanismo, lo que hace presumir ausencia de controles y un hurto sistemático por un periodo de tiempo sin adecuada supervisión”, mencionó.

El ministro señaló que la corrupción es un fenómeno que mina las instituciones. “La transparencia genera confianza. El gobierno del presidente Guillermo Lasso no descansará por transparentar y alcanzar esa confianza ciudadana”, posteó. (I)