En Ecuador se reportan 93 casos de viruela del mono, según la vigilancia epidemiológica del Ministerio de Salud Pública (MSP). De ellos, 25 recibieron el alta y 189 contactos están incluidos en el cerco epidemiológico.

Además se reporta un paciente fallecido, el primer caso, debido a complicaciones con otra enfermedad de base que agravaron su cuadro pese a los tratamientos, detallaron doctores.

Ministerio de Salud confirma primer caso de viruela del mono detectado en una mujer

Las provincias con mayor número de casos son: Guayas, con 37; Pichincha, con 25; y Azuay, con 16. Le siguen El Oro, con 4; Santa Elena, con 2; Tungurahua, con 2; e Imbabura, con 2. Mientras que Cañar, Los Ríos, Zamora Chinchipe, Manabí y Loja registran un caso, cada uno.

A nivel de las Américas, según los casos positivos de esta enfermedad, Ecuador es onceavo por debajo de Argentina, Puerto Rico y Bolivia.

Publicidad

El doctor Orlando Pin explicó que pese a que ya no hay muchos casos de COVID-19 las personas deben seguir usando mascarilla para prevenir esta enfermedad que se contagia por los fluidos como partículas de saliva, contacto íntimo.

“Hay que tener cuidado con quienes vienen del exterior. El problema es el periodo de incubación que es de 16 días. Es decir, puede estar asintomático y estar con la enfermedad. Luego viene la segunda fase cuando se ven las lesiones en la piel, las vesículas cuando se revientan son altamente contagiosas”, comentó.

El médico infectólogo Washington Alemán, director de la Unidad de Prevención de Enfermedades Infecciosas, explicó que hay gran incidencia de pacientes homosexuales, sin embargo, no se puede encasillar, el cuidado y prevención deben mantenerse al máximo.

Segundo caso confirmado de viruela del mono en Azuay habría pasado sus vacaciones en Guayaquil

Indicó que mantienen las charlas de información sobre esta enfermedad en centros de atención médica, a personal de salud y visitantes para mantener la prevención.

En un comunicado, el Ministerio de Salud Pública (MSP) recomendó el lavado y desinfección permanente de manos, así como el uso de mascarilla en sitios de mayor concurrencia. Y si presenta síntomas relacionados con la enfermedad, acudir al establecimiento de salud más cercano. (I)