NOTICIAS

Publicidad

Pocas propuestas en el debate presidencial argentino donde primaron las acusaciones entre Sergio Massa y Javier Milei

Mientras que Massa defiende en su discurso un Estado presente y protector, Milei propone eliminar el Banco Central para detener la emisión monetaria y dolarizar

Esta combinación de imágenes creada el 12 de noviembre de 2023 muestra al candidato presidencial del partido La Libertad Avanza, Javier Milei (i), y el candidato presidencial del partido Unión por la Patria, Sergio Massa, participando en el último debate presidencial. Foto: AFP

Publicidad

Los argentinos elegirán este próximo domingo al nuevo presidente entre el ministro de Economía, el peronista de centro Sergio Massa, y el líder libertario Javier Milei, con propuestas antagónicas de política económica. Los sondeos dan a los dos candidatos un empate técnico.

Publicidad

Mientras que Massa defiende en su discurso un Estado presente y protector, Milei propone eliminar el Banco Central para detener la emisión monetaria que alimenta la inflación, y dolarizar la economía.

La inflación en Argentina llegó a 142,7% interanual en octubre, uno de los índices más elevados del mundo y que constituye una de las principales preocupaciones de la población, cuando falta menos de una semana para el balotaje presidencial del 19 de noviembre.

El ministro de Economía Sergio Massa y el dirigente libertario Javier Milei se acusaron mutuamente de “ladrón” o “desequilibrado mental” en un debate este domingo, en busca de atraer los últimos votos a una semana del balotaje presidencial en Argentina que los sondeos muestran en empate técnico.

“Los argentinos tienen que elegir quién tiene la templanza, el equilibrio mental y el contacto con la realidad como para poder llevar adelante a Argentina”, lanzó Massa, un peronista de centro que se esmeró en mostrar serenidad a la vez que insistió en la importancia de que ambos aspirantes se sometan a una prueba psicotécnica.

A su vez, Milei, un economista que se proclama como anarco-capitalista, atacó a Massa al definirlo como parte de la “casta corrupta y chorra (ladrona)” y aseveró que “su signo político lleva 16 años en el poder”.

Publicidad

La casta “se compone de políticos ladrones. Los tenés todos con vos, son los kirchneristas. Otro componente son los empresarios prebendarios, la gran mayoría son amigos tuyos o tenés negocios con ellos”, sostuvo Milei de Massa en este último debate en el auditorio de la Facultad de Derecho de la Universidad de Buenos Aires.

Pocas propuestas

El titular del Palacio de Hacienda saltó a morder la yugular de su adversario desde su primera intervención, en la que, en lugar de ofrecer sus propuestas sobre economía, usó sus minutos para interrogar a Milei, sabedor de que arrinconar al libertario o sacarlo del estado moderado en el que arrancó podía inclinar la balanza de su lado.

Publicidad

“Javier, por sí o por no, te quiero preguntar: Dijiste en el programa de (el periodista Eduardo) Feinmann que vas a eliminar los subsidios. ¿Los vas a eliminar sí o no? Por sí o por no, ¿vas a privatizar (el yacimiento de) Vaca Muerta (...)? Por sí o por no, ¿vas a dolarizar la economía como planteaste en la carta que le presentaste a la justicia electoral? ¿sí o no? Por sí o por no, ¿vas a privatizar ríos y mares (...)? Por sí o por no, ¿vas a eliminar el Banco Central?”, espetó Massa.

Ante esa batería de preguntas, Milei se alteró y dijo a su rival que no le iba “a condicionar” para responder “sí o no” y, tras ir resolviendo algunas de las cuestiones, resumió que iba a “terminar con el Banco Central” y con el “cáncer de la inflación”.

El ministro de Economía llamó tantas veces “mentiroso” a Milei que el libertario le lanzó: “Si un mentiroso dice que alguien es un mentiroso, a ese que está siendo acusado es el que dice la verdad. Porque si vos fueras Pinocho, ya me hubieras lastimado un ojo”.

Elección este domingo 19

Los dos candidatos buscaron convencer al sector de los indecisos ante la segunda vuelta presidencial del 19 de noviembre, que se augura reñida y en la que muchos electores sienten que optarán por el mal menor en medio de una grave crisis económica con inflación anualizada de 140% y 40% de pobreza.

Publicidad

En la primera vuelta del 22 de octubre, Massa quedó primero con casi 37% de los votos y Milei segundo con 30%. La tercera candidata, Patricia Bullrich, que obtuvo 24%, pidió a sus seguidores apoyar al libertario en el balotaje.

“Quiero ser presidente sabiendo que algunos me votarán sin estar convencidos, como vehículo para no elegir un camino que es de violencia y daño”, declaró Massa, quien ofrece un gobierno de unidad nacional, más amplio que el peronismo, en caso de ganar los comicios.

Milei, en tanto, calificó la elección como un dilema entre inflación o estabilidad, decadencia o crecimiento económico, populismo o república, y llamó a “votar sin miedo porque el miedo paraliza, y si te paralizas beneficias al statu quo que nos empobrece”.

En este último tramo de la campaña, Milei, que había acudido a actos políticos con una motosierra, símbolo de su intención de recortar el gasto público, se mostró más comedido en sus propuestas, aunque ratificó este domingo que eliminaría el Banco Central y dolarizaría la economía si resulta electo.

El próximo presidente argentino asumirá el 10 de diciembre para un periodo de cuatro años. (I)

Publicidad

Publicidad

Publicidad

¿Tienes alguna sugerencia de tema, comentario o encontraste un error en esta nota?

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad