Expertos de Naciones Unidas pidieron hoy al Gobierno de Irán que inicie una investigación rápida en torno a la muerte de Armita Garavand, la joven iraní que falleció el 28 de octubre tras sufrir una supuesta agresión en el metro de Teherán por no usar el velo islámico.

Los expertos, entre ellos el relator de la ONU sobre la situación de los derechos humanos en Irán Javaid Rehman, denunciaron que el fallecimiento de la joven forma parte de una “nueva oleada de agresiones contra mujeres y niñas” en el país tras la entrada en vigor de la Ley de Castidad e Hiyab.

Entre las represalias a las que se enfrentan las mujeres iraníes por no cumplir con esta normativa, los expertos destacaron que algunas han perdido sus trabajos, han sido condenadas a prisión o se les ha ordenado realizar trabajos forzosos.

Publicidad

“Las mujeres y niñas iraníes no deben ser castigadas por llevar o no una determinada prenda de vestir y, desde luego, no deben correr el riesgo de perder la vida por ello”, dijeron.

Las autoridades iraníes han defendido que la joven se golpeó la cabeza tras sufrir una bajada de tensión en el metro de la capital y que falleció después de estar 28 días en coma debido a los daños cerebrales causados por la caída.

Joven iraní que tuvo altercado por no llevar el velo islámico en Teherán tiene poca probabilidad de recuperarse

Los expertos pidieron a las autoridades iraníes que “pongan fin” a las leyes de género discriminatorias, incluidas las normas que imponen códigos de vestimenta obligatorios, por ser incompatibles con los principios de igualdad de género y otras libertades.

Publicidad

“Seguimos preocupados y alarmados por las políticas y prácticas que se siguen aplicando en Irán”, dijeron los expertos.

También reprocharon al Gobierno iraní no haber realizado investigaciones independientes en relación con la muerte de mujeres y niñas durante las protestas nacionales desatadas en 2022 tras el fallecimiento de Mahsa Amini bajo la custodia de la llamada Policía de la Moral por no llevar supuestamente bien puesto el velo.

Publicidad

Firman también el comunicado el relator de la ONU sobre ejecuciones extrajudiciales, sumarias o arbitrarias, Morris Tidball-Binz; la relatora sobre la violencia contra las mujeres y las niñas, Reem Alsalem, y los cinco miembros del Grupo de Trabajo de la ONU sobre la discriminación contra las mujeres y las niñas.