LOJA

El Comité de Operaciones de Emergencia (COE) provincial de Loja anunció las condiciones en las que se permitirá la celebración de las fiestas religiosas en honor a la Virgen de El Cisne.

Mario Mancino, gobernador y presidente del COE, informó que no se autorizó la romería, pero la imagen de la Churonita, como se conoce a esta advocación de la Virgen María, sí será trasladada a la ciudad de Loja de forma reservada.

“Esta decisión del COE provincial fue salomónica, balanceando dos elementos importantes, como son la salud y la fe. Creo que la ciudadanía va a comprender”, expresó el funcionario.

Publicidad

Para el traslado de la imagen se conformaron dos comisiones especiales que se responsabilizarán de hacer un análisis técnico y establecer un cronograma para el traslado de la Virgen de El Cisne desde el santuario hasta la Catedral de Loja.

Se descartó cualquier tipo de romería, procesión o formación de circuitos de gente. Se descartó también el traslado en helicóptero, pues las condiciones climáticas actuales (vientos cruzados fuertes durante agosto) vuelven riesgoso cualquier sobrevuelo, especialmente el despegue y aterrizaje, sostuvieron las autoridades.

La imagen será llevada hasta la catedral desde su santuario, días u horas antes del 20 de agosto, o el mismo día, según lo determine el operativo de seguridad que está a cargo de personal de inteligencia de la Policía Nacional. Es decir, no se hará pública la fecha de este traslado.

Adicionalmente a ello, se trabajará en el refuerzo de los protocolos de bioseguridad en la parroquia El Cisne, para evitar la propagación del coronavirus.

Sobre este tema, William Arteaga, representante de la Diócesis de Loja, pidió a los fieles respetar el distanciamiento social, usar mascarillas y tener los cuidados respectivos para prevenir el contagio masivo del COVID-19.

“Esto hay que llamar mucho la atención a nuestros fieles, nuestros devotos: obediencia a los protocolos de bioseguridad en el santuario de El Cisne y el Campo Mariano. Creo que una de las mejores formas de vivir la fe también es la obediencia”, expuso.

Las comitivas encargadas de establecer los protocolos y garantizar el orden y bioseguridad estarán integradas por personal del Ministerio de Salud Pública (MSP); y, para garantizar su cumplimiento, serán lideradas por Intendencia de Policía, Policía, Fuerzas Armadas, Municipio de Loja y GAD parroquial.

Isabel Cueva, coordinadora zonal del MSP, señaló que como Ministerio no dio su voto a favor del desarrollo de estas actividades, pero se mantiene el compromiso institucional. “La decisión está tomada y Salud está listo para apoyar en el cuidado a la ciudadanía”, refirió ella.

Es el segundo año en que se suspende la romería. La última fue en 2019. Como todos los años, la imagen salía en procesión el 17 de agosto desde El Cisne hasta la ciudad de Loja, adonde llegaba el 20 del mismo mes, acompañada de al menos medio millón de fieles. (I)