Esmeraldas

La esmeraldeña Fátima Corozo fue galardonada con el premio Mujeres de Coraje 2024 (Women of Courage, IWOC) por su trabajo destacado para proteger a la juventud de la violencia en Esmeraldas, a través de programas de desarrollo educativo y nuevas comunidades de docentes en esta zona fronteriza del Ecuador.

El secretario de Estado, Antony J. Blinken, y la primera dama, Jill Biden, fueron los anfitriones de la ceremonia anual de esta premiación, en la Casa Blanca, este lunes, 4 de marzo.

Publicidad

El Premio IWOC reconoce a mujeres de todo el mundo que han demostrado coraje, fortaleza y liderazgo excepcionales en la promoción de la paz, la justicia, los derechos humanos, la igualdad y la equidad de género, y el empoderamiento de las mujeres y las niñas.

Durante la ceremonia también fueron galardonadas Martha Beatriz Roque Cabello de Cuba y se entregó el premio grupal honorario Madeleine Albright, “Mujeres activistas entre los 222 presos políticos liberados el 9 de febrero de 2023″, de Nicaragua.

Desde marzo de 2007, se ha distinguido con el Premio IWOC a más de 190 mujeres de 90 países.

Publicidad

Las misiones diplomáticas estadounidenses en el extranjero postulan a una mujer valerosa en sus respectivos países anfitriones y altos funcionarios del Departamento de Estado seleccionan y aprueban a las finalistas.

Esmeraldas es más que fútbol: siete talentos de la provincia verde

¿Quién es Fátima Corozo?

Publicidad

Fátima Corozo es una líder comunitaria incansable y comprometida, además de defensora de la juventud en Esmeraldas, la ciudad con mayor violencia de Ecuador.

Nació en la isla Luis Vargas Torres, uno de los enclaves más violentos de Esmeraldas y es una firme defensora y protectora de la juventud de la ciudad. Corozo es maestra de nivel secundario.

La Embajada de Estados Unidos detalla en su página web que, durante sus décadas de experiencia como educadora, defensora juvenil y presidenta de su asociación comunitaria, Corozo ha alzado continuamente su voz en defensa de la juventud de Esmeraldas, incluso poniendo en riesgo su vida.

También ha utilizado su rol de influencia en Esmeraldas para establecer redes sólidas de educadores y promotores en temas de juventud, que han proporcionado de manera directa a cientos de jóvenes afroecuatorianos espacios seguros donde desarrollar sus aptitudes e intereses, alejándolos así de la violencia sin precedentes y encaminándolos para convertirse en ciudadanos sanos y productivos. (I)

Publicidad