En cinco fuerzas políticas se concentraría la mayoría de las curules de la Asamblea Nacional, de acuerdo con proyecciones a base de los resultados de los escrutinios que al momento registra el Consejo Nacional Electoral (CNE) para la dignidad de asambleístas nacionales.

Con el 92,89% de actas procesadas las listas que lideran en esta dignidad son Unión por la Esperanza (UNES) con 30,62%, Pachakutik, 17,99%; Izquierda Democrática, 12,48%; CREO, 9,83; y Partido Social Cristiano, 9,49%.

Mauricio Alarcón, director ejecutivo de Fundación Ciudadanía y Desarrollo, señala que de acuerdo con los datos al momento del CNE, ya se está perfilando la integración de la nueva Asamblea Nacional.

Así, UNES obtendría 49 escaños, Pachakutik, 27; Izquierda Democrática, 18; PSC, 17; y, CREO, 12. Los movimientos nacionales y locales se repartirían los restantes escaños: alianza Honestidad (PSE-Concertación), 2; Avanza, 2; Ecuatoriano Unido, 2; y Construye, Alianza Únete, Azuay Primero, Democracia Sí, Unión Ecuatoriana, Minga, Acuerdo Ciudadano y Sociedad Patriótica tendrían un escaño cada uno.

Publicidad

Tras reformas electorales que se dieron en febrero del 2020, para estas elecciones se aplicó el método de Webster para adjudicar las curules a los 137 asambleístas (15 nacionales, 116 provinciales y 6 del extranjero) y 5 parlamentarios andinos. La votación se dio en plancha o voto cerrado.

Para Alarcón si bien se fragmentó el voto usando el método de Webster no fue muy impactante en cuanto a la conformación final de la Asamblea Nacional.

Señaló que 123 de los 137 escaños se concentran en 5 fuerzas políticas y apenas 14 escaños restantes se dividen. “Si bien es cierto que ningún movimiento y ninguna alianza logra una mayoría que asegure gobernabilidad, pues estamos frente a un panorama de fraccionamiento similar al que tenemos ahora en la Asamblea”, comentó Alarcón.

Expresó que en este proceso electoral se han producido varios fenómenos interesantes, entre ellos la desaparición del radar legislativo de Fuerza Ecuador (FE), o de algunos movimientos locales como los de Santa Elena o de movimientos amazónicos.

Abdalá Bucaram, expresidente de la República, lideraba la lista de los candidatos a asambleístas nacionales por FE que registraba hasta el momento de acuerdo con los resultados generales el 0,85%.

Durante su participación electoral el exmandatario no podía ser procesado penalmente conforme el artículo 108 del Código de la Democracia.

Publicidad

Bucaram es parte de una investigación fiscal bajo la presunción de estar implicado en el delito de delincuencia organizada, en la venta irregular de insumos médicos durante la emergencia por el COVID-19; y por presunta tenencia ilegal de bienes patrimoniales.

Jaime Nebot, exalcalde de Guayaquil y líder socialcristiano, aseguró que junto con sus aliados obtendrán 20 escaños: dos asambleístas nacionales, que serían Henry Kronfle y Nathalie Viteri; y 18 asambleístas provinciales.

En Guayas, el PSC obtendría 7. En Los Ríos, Manabí, Esmeraldas, Galápagos, El Oro, Santa Elena, Santo Domingo de los Tsáchilas, Pichincha, Tungurahua, Bolívar y Pastaza alcanzarían uno por cada provincia.

En tanto, Alarcón mencionó otros datos interesantes, al momento, como el que Pachakutik y la ID obtendrían una representación cada uno por Guayas, según las proyecciones. Para la Izquierda Democrática sería un renacimiento en Guayas. También ambas organizaciones lograrían escaños por El Oro. (I)