Actualizado a las 23:50

Alrededor de siete personas ingresaron la madrugada de este miércoles a las instalaciones de la jefatura Antinarcóticos del Puyo, en la provincia de Pastaza, para luego de maniatar a uniformados llevarse aproximadamente 3.000 kilos de droga de las bodegas.

Los presuntos antisociales que vestían chompas reflectivas similares a las policiales habrían amedrentado con armas de fuego a los policías que se encontraban de guardia.

De acuerdo a un informe policial, los sujetos sometieron y golpearon al gendarme encargado de la bodega de evidencias de la unidad policial, quien habría estado descansando en una habitación. El uniformado y otro compañero fueron amarrados con cordones y cubiertos con sábanas.

Publicidad

Antes de tomar el alcaloide, los sujetos habrían indicado que llegaban a llevarse la droga del jefe. Se reportó que los antisociales también se sustrajeron 30 municiones de dotación de calibre 9 mm, las llaves de una camioneta de Antinarcóticos y los celulares de los uniformados.

Desde la zona 3 de la Policía Nacional se confirmó el robo en la unidad de Antinarcóticos de Pastaza.

Acción policial

La tarde de este miércoles 30, el coronel Pablo Ramírez, jefe de la zona 3 de la Policía Nacional, informó que se ejecutó el operativo Amanecer 1 luego del asalto registrado en el destacamiento.

Tras la alerta, personal de la unidad policial que estaba en circulación por la avenida Abelardo Zambrano, en el Puyo, notó la inusual presencia de tres automotores que iban a exceso de velocidad, por lo que iniciaron una persecución que terminó con la detención de una persona que se lanzó de un vehículo en movimiento.

Ramírez agregó que a la persona detenida se le encontró en su poder una alimentadora con varios cartuchos 9 mm y dos celulares, ante lo cual se alertó al punto de control en Shell logrando la detención de un taxi en el que se movilizaban cinco sujetos.

Luego, agentes allanaron un domicilio en la antigua hacienda Té Zulay, que era utilizado como hostería de arriendo. En total, la Policía logró la aprehensión de 15 sujetos, dijo Ramírez.

Agregó que se logró recuperación de los 300 kilosde droga, además de la incautación de cinco armas de fuego, dos motocicletas, el taxi utilizado en la fuga y una caja de municiones 9 mm.

El jefe policial indicó que año a año se cambian las casas de seguridad de algunas unidades policiales, ante ello se analiza de probable paso de información que privilegió para que las personas cometan el ilícito a sabiendas que dos personas se encontraban descansando. (I)