Luego de una inspección del estado de la vía Macas-Puyo y observar los daños que provocó la última creciente del río Upano el viernes anterior, se decidió comenzar con los trabajos de protección del puente en sus márgenes a partir del lunes 5 de octubre.

La revisión se realizó entre autoridades y técnicos del Municipio de Morona, el gobierno provincial de Morona Santiago y del Ministerio de Transporte y Obras Públicas (MTOP), luego de lo cual se acordó la minga interinstitucional con la dotación de excavadoras, tractores y volquetas para las tareas.

Salvador López, director de Obras Públicas del Municipio de Morona, dijo que con la maquinaria dispuesta por las tres instituciones se aspira a colocar 8.000 metros cúbicos de material del río con el fin de proteger el lado derecho del río Upano. Que se espera esté listo en un mes.

Dijo que se va a solicitar a la empresa privada apoyar en los trabajos con volquetes y excavadoras con el fin de evitar que en próximas crecidas del río se rompa el viaducto.

Por su parte, el alcalde de Morona, Franklin Galarza, recordó que han pasado tres meses desde que el domingo 21 de junio la creciente del Upano puso en peligro el acceso al puente por el estribo derecho en alrededor de 30 metros en la vía Macas-Puyo.

Explicó que los ofrecimientos hechos por el entonces vicepresidente de la República, Otto Sonnenholzner, y del ministro de Transporte y Obras Públicas (José Gabriel Martínez), que llegaron al lugar, no se han cumplido para mejorar el estado del puente.

El 25, la crecida del río provocó un socavamiento parcial en la misma área donde se registró el colapso de un tramo de la vía, indicaron técnicos de Riesgos. (I)