El domingo 20 de septiembre, el volcán Sangay expulsó gran cantidad de ceniza, cuyos efectos generaron problemas en provincias lejanas de la amazónica Morona Santiago.

Ocho días después, la actividad de este coloso sigue estremeciendo a las zonas cercanas.

Según el Instituto Geofísico de la Escuela Politécnica Nacional (IG-EPN), durante la madrugada de este lunes 28 de septiembre la estación sísmica SAGA ha registrado varias explosiones.

"Este tipo de actividad es similar a lo observado a lo largo del período eruptivo desde mayo de 2019. Estos eventos podrían asociarse a fenómenos consecuentes como leves caídas de ceniza y/o removilización del material acumulado en los flancos del volcán", detalló el IG en su último comunicado sobre las condiciones en que se desarrolla el proceso eruptivo del Sangay.

[VIDEO --] Mantenemos el monitoreo permanente mediante las cámaras de #VideovigilanciaECU911, @IGecuador y @Riesgos_Ec de la actividad del volcán Sangay. Esta mañana, continúa la emisión de material piroclástico. Ante afectación por ceniza en su zona llame al 9-1-1@ECU911_ pic.twitter.com/zWEg4MTMdX

La ceniza expulsada por el Sangay ha afectado actividades turísticas y agrícolas. Instituciones del Estado han entregado ayuda a las poblaciones con más problemas. (I)