Un enfrentamiento entre grupos irregulares, que sería por el control de territorio en la localidad de Santo Domingo, en el Departamento de Nariño (Colombia), desplazó -hasta este sábado- a unas 150 familias del vecino país hasta la parroquia de Palma Real, en San Lorenzo, Esmeraldas, frontera con Colombia.

El enfrentamiento fue reportado el jueves 28 de febrero. Una dirigente de San Lorenzo indicó que el viernes, 1 de marzo, 23 niños, 8 hombres y 13 mujeres viajaron en lancha desde el puerto fluvial Candelillas de la Mar (en Tumaco, Colombia), ubicado a unos 20 minutos de Palma Real, y fueron recibidos por el presidente y pobladores de esta última localidad.

La información de las 150 familias desplazadas la confirmó Gustavo Acosta, comandante de la Fuerza de Tarea Conjunta de Esmeraldas. Se dice que otras familias habrían llegado también hasta el puerto de San Lorenzo.

Miembros de las tres ramas de las Fuerzas Armadas reforzaron los controles de personas y de embarcaciones que circulan por los ríos de la frontera norte y en la provincia de Esmeraldas, se indicó. (I)