Creo que la mayoría debe estar deacuerdo en que cada pareja debe fomentar una relación basada en la confianza y el respeto mutuo. Los celos, mucho más allá de ser una cuestión de inseguridad o baja autoestima, también pueden ser provocados por las personas que coexisten en la relación. Comportamientos o conductas que llevan al uno a desconfiar del otro, lo cual a la larga genera conflictos.

Pero qué sucede cuando no existen motivos para dudar de la pareja y aún así persisten los celos. Existe un caso particular cuando los celos son por personas que estuvieron en el pasado de la pareja actual, el cual se conoce como síndrome de Rebeca.

La sexóloga, Isbelia Esther Farías López, describe a este síndrome como los celos que una persona siente hacia las parejas del pasado de su pareja actual.

En la actualidad, cada vez es más frecuente escuchar a las personas expresar este tipo de sentimientos. Aunque no está reconocido por ningún manual de trastornos, los psicólogos comienzan a comentar más sobre este tipo de síndrome cada vez que alguien acude a consulta y manifiesta que siente celos hacia las parejas del pasado de su pareja actual.

Publicidad

Este síndrome recibió ese nombre, como inspiración de la película de Alfred Hitchcock, llamada de igual manera, “Rebecca”, la cual se estrenó en 1940. A su vez, la producción cinematográfica estuvo inspirada en la novela “Rebeca” de Daphne du Maurier.

Lo que llevó a los psicólogos a llamar así a este síndrome es debido a lo que se expone tanto como en la película, como en el libro.

En el filme, las escenas muestran a la esposa de un viudo millonario llena de celos hacia la primera esposa de ese hombre. En la novela, sucede lo mismo: una esposa vive atormentada por competir con la figura de la bella exesposa de su marido actual.

Lo más increíble es que sus sentimientos de celotipia no tienen razón de ser, ya que “la felicidad” del matrimonio anterior de ese hombre es irreal. En efecto, ese matrimonio anterior estuvo lleno de mentiras, traiciones e infidelidades.

Publicidad

¿Cómo es el síndrome de Rebeca?

El autor Peter Van Sommers, en su interesante obra titulada: “Los celos: conocerlos, comprenderlos, asumirlos”, expuso sobre este tipo de celos, a los cuales clasificó como “retrospectivos”. Cuando Van Sommers mencionaba los celos retrospectivos se refería a los celos provocados por las relaciones anteriores de la pareja actual.

Es por esto que la persona afectada puede llegar a sentir celos incluso de una expareja fallecida de su acompañante actual.El escritor búlgaro, Elias Canetti, había pronunciado un aforismo que se adapta muy bien a esta descripción:

“Habría que clasificar los celos según lo que uno odiase más: a los rivales que fueron, que son, que serán.”

Al tratarse de alguien a quien se considera como un rival del pasado, es común que la persona con el síndrome imagine situaciones felices que esa persona vivió con su pareja.

También es frecuente que quien padece este síndrome suponga que aquella persona es o fue inteligente, bella, atractiva, entre otras. Es decir, que le asigne cualidades resaltantes.

Publicidad

Esto lleva a quien padece de celos a tener un comportamiento complaciente con su pareja. También puede ocurrir lo contrario, que se sienta superior. Lo cierto es que esta situación afecta seriamente la convivencia en pareja llegando a ocasionar conflictos o destruir por completo la relación.

Causas de este síndrome

Tal como señalan los estudios, “los celos son una experiencia relacional compleja. Son un miedo visceral a la pérdida”.Este modo de sentir incluye pensamientos y sentimientos que generan acciones y reacciones que algunas veces parecen incomprensibles.

Las situaciones que aumentan la posibilidad de que aparezca este cuadro, son las siguientes:

  • Baja autoestima y autoconcepto de quien padece el síndrome.
  • Cuando el compañero o el entorno recuerda de forma constante a la pareja anterior.
  • El compañero hace comparaciones directas entre ambas parejas.
  • Cuando la persona que sufre el síndrome se da cuenta que se parece a la pareja anterior de su pareja actual, bien sea físicamente o en la personalidad
  • Cuando la pareja ha enviudado recientemente, no ha superado la etapa de duelo y los sentimientos y recuerdos están a flor de piel.

Tratamiento

Mejorar este tipo de situación en la que prevalecen miedos irracionales, supone muchas veces algún tipo de intervención, según las publicaciones científicas. En algunos casos, la pareja de la persona que sufra este síndrome deberá recibir ayuda psicológica para sobrellevar el problema.

Algunas sugerencias que pueden ayudar son:

  • Que la pareja actual mejore la comunicación.
  • Que la pareja actual exprese sus insatisfacciones y recuerden por qué están unidos.
  • Evitar hacer menciones exageradas sobre las cualidades de la pareja anterior o verbalizar muchos detalles.
  • Revisar las creencias que tiene la persona que padece los celos.
  • Mejorar la autoestima de la persona que sufre este síndrome.
  • Modificar las actitudes que sean controladoras, entre otras.

Acudir a un especialista siempre será una excelente opción, ya que con su ayuda será más fácil enfrentar los cuadros de celopatía y así poder disfrutar de la relación de pareja, en lugar de llenarla de fantasmas que en lugar de hacerla crecer, la vayan eliminando cada día. (I)