La marca coreana LG se ha destacado siempre por sus pantallas y televisores, incluso son proveedores de pantallas para algunos de sus competidores. Para cerrar el año han decidido presentar oficialmente en Ecuador su C9 como el tope de gama de su línea de televisores.

Cuenta como principales novedades con un nuevo webOS 4.5, un nuevo diseño más cuidado, puertos HDMI 2.1 completos (48 Gbps) y nuevas mejoras de imagen de la mano de su nuevo procesador, el Alpha 9 Gen 2: Smooth Gradation, eliminación casi por completa de los macrobloques que se iluminan, nuevo mapeador de tonos dinámico, entre otras novedades.

El C9 viene en 3 variantes: 55, 65 y 77″.

El último avance importante es el procesador Alpha 9 Gen-2. Del procesamiento del televisor depende la calidad de la imagen y muchas cosas más. LG apuesta todo a su sistema de inteligencia artificial ThinQ para ofrecer una calidad de imagen superior a sus televisores predecesores.

Publicidad

Puede elevar el contenido de 720p que casi todos recibimos con la televisión por cable o satélite a 4K. También limpia el contenido con una baja tasa de bits de video para reducir apariciones como el bandeado o los macrobloques.

LG agregó un nuevo ajuste de brillo con inteligencia artificial que altera el brillo basándose en lecturas tomadas de los niveles de luz del entorno. A diferencia de las versiones anteriores del autobrillo, el nuevo sistema de LG con inteligencia artificial ajusta la curva de tonos mientras eleva el brillo, para que los colores se sigan viendo correctamente.

La interfaz WebOS ha mejorado en muchas formas: se hizo la franja un poco más corta, por lo que ocupa menos espacio cuando aparece y se agregó un panel de control para administrar los dispositivos de hogar inteligente conectados.

El sistema operativo de LG es más rápido en comparación con los sistemas de otros fabricantes. Esto se complementa con una integración completa con el Magic Remote y un mejorado reconocimiento de voz.

Incluye apps como Netflix, HBO, Amazon Prime, Youtube  con soporte completo 4K HDR y Dolby Vision. Además incluye en su última actualización Apple TV+ y también Airplay 2.

Al margen del estándar UHD Alliance, este televisor también soporta unos nuevos protocolos, a continuación algunos de ellos:

Publicidad

ALLM: Es un nuevo protocolo de baja latencia (LG lo ha llamado Instant Gaming). Está diseñado para consolas de forma que automáticamente al encender la consola y poner un juego el televisor identificará inmediatamente el modo juego. 

VRR: Variable Refresh Rate, por sus siglas en inglés. Se trata de una tecnología que permite adaptar los Hz de trabajo de la TV con los fps que le llegan. Elimina la necesidad del V-Sync y otras tecnologías. El juego puede ir a 42, 50 o 60 fps de forma irregular y la TV irá adaptando sus Hz a esos fps, de forma que no habrá caídas de fps ni desincronía y/o tearing en ningún momento. 

HFR: High Frame Rate por sus siglas en inglés. Esto permite reproducir archivos grabados a una mayor cadencia (o fps) de lo normal, por ejemplo podríamos ver una emisión 4K HDR a 120 fps .

48 Gbps: El ancho de banda del protocolo HDMI 2.1 nos abre un mundo de posibilidades, de nuevo y de momento casi exclusivamente para los gamers. Podremos optar por resoluciones y tasas de fps junto a una profundidad de bits y croma altísimas, 4K@50/60 Hz, 4K@100/120 Hz, 5K@50/60 Hz, 5K@100/120 Hz, 8K@50/60 Hz, 8K@100/120 Hz, 10K@50/60 Hz y 10K@100/120 Hz, incluyendo croma 4:4:4 a 12 bits, una auténtica barbaridad. Cuando salgan las nuevas tarjetas para PC (o consolas como la PS5) con conexión HDMI 2.1, podremos jugar a una resolución 4K@120 Hz con croma 4:4:4.

QFT: Quick Frame Transport por sus siglas en inglés. Reduce el tiempo que tardamos en ver «reaccionar» la TV al pulsar un botón de un mando a distancia o de un mando de una consola. Es decir, su propósito es reducir el input lag. 

QMS: Quick Media Switching, por sus siglas en inglés. Evita esos molestos 'cuelgues' del televisor con el cambio de resolución y/o refresco. Ahora el cambio será suave, sin ver una pantalla negra durante un par de segundos, simplemente un pequeño y rápido parpadeo. (I)