El sismo de 3,7 registrado la mañana de este sábado, 3 de febrero, no dejó novedades de mayor consideración en Guayaquil.

Alrededor de las 10:04, un temblor de magnitud 3,7, a una profundidad de 38 kilómetros, se reportó a 0,57 kilómetros de Guayaquil.

El movimiento telúrico se sintió de manera leve —por varios segundos— en Guayaquil y otros cantones cercanos.

Publicidad

La empresa municipal Segura, a través de la red social X, indicó que no existieron novedades en áreas urbanas y rurales del cantón.

Además, luego del sismo, la entidad municipal realizó la revisión de edificios municipales, mercados, vías de acceso al cantón, puentes, pasos a desnivel y peatonales, túneles, reservorios de agua y terminales terrestres y aérea para descartar afectaciones.

El Instituto Geofísico y el Inocar le recuerdan a la ciudadanía que los sismos no se pueden predecir

Estas estructuras se encuentran “sin afectaciones visibles”, se indicó.

Publicidad

Además, no hubo llamados de emergencia a través del ECU911 ni reportes por parte de Gobiernos parroquiales rurales o comités comunitarios de gestión de riesgos, según datos hasta el mediodía de este sábado.

El Servicio de Gestión de Riesgos reportó que el sismo fue sentido además en los cantones de Samborondón y Durán. También, en esas zonas el sismo fue categorizado como leve, que apenas se percibió, sin dejar afectaciones. (I)