Tras el reclamo de moradores y presumirse una afectación a las áreas verdes, la Comisaría Ambiental de la Dirección de Ambiente y Preservación de Áreas Verdes inició un proceso sancionador contra la empresa constructora que realiza trabajos en un predio ubicado en una urbanización de la vía a la costa.

La alerta la dieron moradores de la urbanización Terra Nostra, que el fin de semana reclamaron por la aparente tala de árboles para la construcción de una subestación eléctrica.

La Dirección de Ambiente indicó que se realizó una inspección y se constató que una empresa estaba realizando una remoción de escombros y colocándola junto a coronas y raíces de árboles.

Publicidad

Moradores de urbanización de vía a la costa reclaman por tala de árboles para realizar proyecto eléctrico

Eso estaba ocasionando una afectación a las especies y se notificó una suspensión de actividades a la obra, explicó María Fernanda Rumbea, directora de Ambiente y Preservación de Áreas Verdes.

El Municipio indicó que se ha iniciado el procedimiento sancionador a la empresa responsable de la realización de los trabajos, y una vez que se verifique técnicamente la afectación, se aplicaría una multa económica que puede ascender hasta $ 4.500, es decir, 10 salarios básicos unificados.

En caso de que se compruebe que el daño puede acarrear la muerte de los árboles, se requerirá la respectiva compensación de las especies.

Publicidad

Bosques de Guayaquil, en riesgo por las altas temperaturas y la ‘imprudencia humana’

Rumbea indicó que se espera establecer qué tan grave y profunda es la afectación y con base en ello se determinará la sanción para la empresa. “Si se evidencia que hay una afectación grave que va a ocasionar la muerte de los árboles, hay una multa económica y la compensación de 10 árboles por cada especie afectada”, sostuvo Rumbea.

La funcionaria sostuvo que los ciudadanos han comentado que allí se construirá una subestación eléctrica, pero que la Dirección de Ambiente no ha emitido permiso ambiental para ese proyecto. Tampoco recibieron una solicitud para la afectación de zonas verdes.

Publicidad

Jimmy Balcázar, presidente de la Asociación Central Urbanización Terra Nostra, dijo días atrás que con este daño ambiental se causa una grave contaminación visual a un lugar de recreación en donde viven más de tres mil personas que diariamente caminan, se ejercitan, pasean a las mascotas por las áreas verdes y la avenida principal.

Los residentes creen que debido a que la demanda de energía eléctrica ha aumentado en la vía a la costa por su gran crecimiento poblacional y comercial en los últimos años, “CNEL decidió instalar allí dicha subestación de energía, de forma improvisada”. (I)