El Comité de Operaciones de Emergencia (COE) de Guayaquil ratificó este lunes 17 que las clases presenciales en el cantón seguirán suspendidas durante 30 días, tal como lo había anunciado el pasado viernes 14.

La alcaldesa Cynthia Viteri justificó esta decisión alegando que la mayoría de niños en la ciudad no se encuentran vacunados contra el COVID-19. “Los planteles educativos no tienen baños, servicios higiénicos, lavamanos en época de pandemia, (los niños) no tienen a dónde ir ni están protegidos por la vacuna”, sostuvo.

Viteri indicó que aquellos establecimientos que no acaten esta medida serán sancionados con el retiro de la tasa de habilitación, multas y clausuras.

Personal de la Dirección municipal de Justicia y Vigilancia realizará controles para que los establecimientos educativos acaten esta disposición del COE cantonal.

Publicidad

El domingo 16, la ministra de Educación, María Brown, anunció que las clases presenciales estarán suspendidas durante esta semana en los 193 cantones que se encuentran en semáforo rojo, entre ellos Guayaquil.

Carlos Luis Salvador, director municipal de Salud, indicó que no existe un porcentaje importante de niños vacunados con las dos dosis. “De primera dosis está un poquito más allá del 60 % y segunda dosis, el 40 %”, explicó.

Jorge Escala, dirigente de la Unión Nacional de Educadores (UNE), estuvo presente en la rueda de prensa ofrecida por las autoridades municipales. Él respaldó la decisión de suspender las clases en modalidad presencial durante los próximos 30 días.

Municipio de Guayaquil analizará regular la movilización por las noches ante aumento de contagios de COVID-19

Explicó que existen establecimientos educativos que no han sido mejorados, además sus condiciones no ofrecen seguridades a los estudiantes para reducir los focos de contagios.

Publicidad

“La señora ministra de Educación en agosto del 2021, al momento de lanzar el plan Apadrina un Establecimiento Educativo, determinó en su diagnóstico el estado deplorable en que se encuentran los locales educativos. Es decir, el 82,76 % de escuelas y colegios no está en condiciones para recibir a nuestros estudiantes y desarrollar la labor educativa. Eso significa que más de 10.000 planteles están destartalados, no hay baterías sanitarias, no hay equipos ni insumos de bioseguridad que permitan garantizar la salud y la vida en las instituciones educativas”, expuso el dirigente.

Por ello, Escala pidió al Ministerio de Educación que adopte y entregue de manera inmediata los recursos para arreglar las instituciones.

Freddy Viejó, defensor del Pueblo en Guayas, mostró su preocupación por el aumento de casos de coronavirus en el sistema educativo.

“Hemos abierto una investigación defensorial donde la Unión Nacional de Educadores nos ha entregado más de 400 pruebas positivas por COVID. Hemos exhortado el Ministerio de Educación, a través de la Subsecretaría del Litoral, a fin de que las clases se lleven en manera virtual”, dijo Viejó.

Publicidad

El funcionario también respaldó la decisión del COE cantonal de suspender las clases presenciales en la ciudad durante los próximos 30 días.

El Municipio de Guayaquil también analizará establecer restricciones en el tránsito vehicular por las noches. Se busca disminuir la movilidad de personas. El tema de la restricción de tránsito por las noches se está coordinando con la Agencia de Tránsito y se anunciará en las próximas horas, según el Municipio. La idea es que se controle la movilidad para actividades no esenciales.

Además, el COE cantonal va a solicitar al Ministerio de Transporte y Obras Públicas (MTOP) para que se realice un control adecuado de la salida de carros de la ciudad. Se baraja que sea un control aleatorio o por placas para bajar la movilidad. Esto debido a que el fin de semana se movilizaron 53.000 vehículos a la Península.(I)