Cinco mil guayaquileños forman parte de la iniciativa municipal “Soy emprendedor”, de la Empresa Pública Municipal para la Gestión de la Innovación y la Competitividad (Épico), institución que se creó en la actual administración de la alcaldesa Cynthia Viteri.

Este plan, según Épico, busca promover el desarrollo de emprendedores y modelos de negocios innovadores que contribuyan al progreso y reactivación económica de la ciudad.

Los emprendedores, algunos a través de sus redes, confirman que con las capacitaciones recibidas han dado un cambio positivo a sus negocios. En las redes sociales del centro de emprendimiento de Épico también se muestran estos negocios, por ejemplo, Stefanie expuso en un video de 30 segundos sobre su emprendimiento Bloom, que consiste en la elaboración y venta de zapatos femeninos.

El vicealcalce Josué Sánchez, en una reunión con representantes de las cámaras de la producción de Guayaquil, anunció a inicios de este mes que pondrá a disposición un millón de dólares en créditos no reembolsables, mediante una ordenanza, para reactivar a los emprendedores y pymes.

Publicidad

En el centro de emprendimiento de Épico, que está ubicado en la plaza Guayarte, se dan capacitaciones, asesorías financieras, diseño gráfico, espacio de exhibición y ventas de sus productos por medio de ferias.

Quienes estén interesados en obtener este servicio gratuito pueden inscribirse en el centro, en la página web www.epico.gob.ec, al correo mesadeservicio@epico.gob.ec o al número de WhatsApp 098-981-3166.

Talleres para personas con discapacidad

Otra entidad municipal, la dirección de Inclusión Social, impulsa un nuevo programa llamado “Artistas valientes”, el cual da talleres de estimulación musical temprana para niños con discapacidad, desde los 3 hasta los 6 años.

Este programa, que ya atiende a 300 usuarios, desde 6 años hasta adultos mayores con discapacidad, se realiza en el centro municipal de desarrollo de habilidades Valientes, ubicado en la ciudadela Atarazana.

Estos talleres, según la institución municipal, usan el arte como herramienta terapéutica para niños, jóvenes y adultos con discapacidad, incluso que tengan depresión, explicó la directora de Inclusión Social, Ximena Gilbert. “Buscamos desarrollar sus destrezas en la vida diaria y, además, sus talentos artísticos a través de talleres gratuitos de canto, danza (tradicional, moderna, en sillas de ruedas), teatro, batería, guitarra, teclado, pintura y artes plásticas”.

Además, apuntó la funcionaria, la familia es una parte importante de los cursos, por lo que se da danza terapéutica para familiares, principalmente las madres, que asumen la responsabilidad total del cuidado de sus hijos.

Por la pandemia del COVID-19, las clases son semipresenciales a través de la plataforma digital Zoom; y las presenciales se dan en grupos que van rotando cada dos semanas.

Los talleres duran cinco meses. El próximo se iniciará en julio, por ello, las personas interesadas pueden inscribirse en el correo electrónico: artistasvalientesguayaquil@gmail.com. (I)